El Mundo

Escándalo sexual: otra menor complica aún más a Berlusconi

Los problemas del jefe de gobierno italiano Silvio Berlusconi por su último escándalo sexual se agravaron aún más, al revelarse desde fuentes judiciales que otra menor, la brasileña Iris Berardi, también participaba en sus fiestas.

Viernes 28 de Enero de 2011

Los problemas del jefe de gobierno italiano Silvio Berlusconi por su último escándalo sexual se agravaron aún más, al revelarse desde fuentes judiciales que otra menor, la brasileña Iris Berardi, también participaba en sus fiestas. La primera menor envuelta en el caso es la marroquí Karima El Mahroug, conocida como Ruby, y que ha puesto en aprietos al premier, al hacerlo imputar del delito de prostitución de menores.

La brasileña Iris Berardi, nacida el 29 de diciembre de 1991 y considerada por los investigadores como "una prostituta notoria", era menor cuando frecuentaba las residencias de Berlusconi en Cerdeña y en cercanías de Milán, en noviembre y diciembre de 2009, según documentos judiciales citados por los medios.

El magnate mediático y primer ministro italiano se encuentra involucrado en uno de los peores escándalos de su agitada carrera política, tras haber sido acusado el 14 de enero por la fiscalía de Milán de prostitución de menores y abuso de poder. El jefe del gobierno es investigado por el caso de Ruby, la que se cree mantuvo relaciones sexuales pagas con él cuando aún era menor, en 2009 y 2010. Ahora la acusación se repite con Iris Berardi.

En tanto, una comisión parlamentaria que debía examinar el requerimiento de la fiscalía para inspeccionar oficinas de Berlusconi, estimó que ese órgano judicial no es competente y reenvió la documentación a los magistrados. La comisión parlamentaria está dominada por el partido de Berlusconi, el mayor del Parlamento italiano. Los documentos muestran una contabilidad elaborada por Ruby sobre el dinero recibido de Berlusconi. En una nota dice: "cuatro millones y medio (de euros) de B. de aquí a dos meses". Se cree que esa enorme cifra sería para pagar su silencio ante los jueces y los medios.

En otras grabaciones, Nicole Minetti, de 25 años, la higienista dental de Berlusconi que en 2010 se convirtió en diputada regional en Lombardía, llama al premier "un viejo, un pedazo de mierda que me ha arruinado la vida". Su abogado asegura que Minetti se presentará a declarar ante los fiscales.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario