El Mundo

El gobierno colombiano negó haber sobornado a congresistas

El pronunciamiento del Gobierno, a dos días de un encuentro de Uribe con el presidente de Estados Unidos, Barack Obama, se produjo luego de que el ex superintendente de notariado y registro Manuel Cuello denunció ante la Corte Suprema de Justicia que por lo menos 70 congresistas se beneficiaron con nombramientos de amigos o recomendados como notarios.

Sábado 27 de Junio de 2009

Bogotá-  El Gobierno del presidente de Colombia, Alvaro Uribe, negó el sábado haber sobornado a legisladores para que aprobaran proyectos de ley en el Congreso, incluido el que habilitó al mandatario para buscar su primera reelección.

El pronunciamiento del Gobierno, a dos días de un encuentro de Uribe con el presidente de Estados Unidos, Barack Obama, se produjo luego de que el ex superintendente de notariado y registro Manuel Cuello denunció ante la Corte Suprema de Justicia que por lo menos 70 congresistas se beneficiaron con nombramientos de amigos o recomendados como notarios.

El nuevo escándalo se produce en momentos en que un referendo, que busca habilitar a Uribe para buscar su segunda reelección, se encuentra estancado en el Congreso, en medio de denuncias de irregularidades en su trámite y temores de los legisladores aliados del Gobierno de que puedan ser investigados por supuestos delitos.

El ex funcionario, condenado por pedir dinero y bienes a notarios para evitar imponerles sanciones desde la institución que dirigía, dijo que los nombramientos se hicieron en el 2004, durante el trámite del acto legislativo que habilitó a Uribe para buscar su primera reelección.

“Este Gobierno no soborna. Es un Gobierno transparente, que persuade y ha eliminado el clientelismo y los auxilios parlamentarios”, dijo un comunicado emitido por la Presidencia.

Entre las personas que Cuello mencionó aparecen dos ex congresistas condenados por la corte por recibir prebendas a cambio de votar a favor de la primera reelección.

Horas después, Tomás y Jerónimo Uribe, los hijos del presidente, negaron en un comunicado supuestos trámites de puestos, prebendas o notarías ante el Estado.

“Jamás hemos llamado a funcionario público alguno a intrigar puestos, prebendas o notarías”, aseguraron.

Los jóvenes empresarios fueron acusados en abril conseguir una millonaria valorización de un terreno que compraron en las afueras de Bogotá y que por decisiones tomadas por subalternos de su padre se convirtió de un lote rural en una zona franca. (Reuters)

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS