El Mundo

El futuro presidente de Brasil no tendrá mayoría propia en el Congreso

Mañana se renuevan toda la Cámara de Diputados y dos tercios del Senado. Temer y antes Cardoso, Lula y Dilma gozaron de coaliciones mayoritarias

Sábado 06 de Octubre de 2018

El ganador de la Presidencia de Brasil no tendrá, como sus predecesores, el apoyo mayoritario en el Congreso, lo que hará del futuro mandatario un presidente débil obligado a negociar una y otra vez con un Legislativo muy fragmentado. El favorito y primero en los sondeos, el derechista Jair Bolsonaro del Partido Social Liberal (PSL) sólo cuenta con 8 de los 513 miembros de la Cámara de Diputados y ninguno de los 81 senadores. En las elecciones de mañana, Diputados se renueva por completo mañana y Senado en dos tercios de sus 81 miembros.

El principal adversario de Bolsonaro, Fernando Haddad, del Partido de los Trabajadores (PT) perderá fuerza en el Congreso y llega con un solo partido aliado, el PC doB, tras haber encabezado una coalición de 19 partidos hace ocho años.

Según el Departamento Intersindical de Asesoría Parlamentaria (Diap), el PSL, impulsado por la votación en Bolsonaro, doblará su representación en Diputados, desde los actuales 8 a entre 15 y 18 legisladopres, pero aún así tan sólo le alcanzará para ser la duodécima fuerza en el Congreso. El mismo estudio indica que el PT se mantendrá como la primera fuerza en Diputados, pero su representación caerá desde 68 diputados elegidos en 2014 a entre 55 y 65 mañana. Esa fuerza equivale a algo más de la décima parte de los 513 diputados. Por esto, Haddad, en caso de vencer a Bolsonaro en la segunda vuelta, tendrá que enfrentarse a un Congreso mayoritariamente "antipetista".

Cualquiera que sea el vencedor, no tendrá el apoyo mayoritario que tuvieron en el Congreso tanto el presidente Fernando Henrique Cardoso (1995-2002) como Lula (2003-2010) y Dilma Rousseff (2011-2016). Y también el actual presidente interino Michel Temer, del partido PMDB, formación que fue el mayor aliado de Cardoso, Lula y luego Dilma y ha ostentado muchas veces la mayor bancada en el Congreso.

El domingo se renueva toda la Cámara de Diputados y dos tercios del Senado. Según el Diap, 407 de los 513 actuales diputados intentarán la reelección, aún más de los que lo intentaron en 2014 (387) e igual número que en 2010 (407). El Diap proyecta que 305 de esos 407 conseguirán su reelección y que sólo ingresarán 208 caras nuevas a la Cámara baja. Así, el índice de reelección será del 75 por ciento. En las legislativas de 2014 el índice de reelección fue del 70,54 por cientoy en 2010 de 70,76 por ciento. Números que indican que la reelección es la norma en Brasil. Esta costumbre parece que se mantendrá pese al masivo rechazo a la clase política de los electores por los interminables escándalos de corrupción. Además, un 14,61 por ciento se postulará a otro cargo. De los 106 diputados que no intentarán la reelección, 2 son candidatos a Presidente (Jair Bolsonaro y Ciro Gomes), 9 son aspirantes a gobernador y 11 a vicegobernador; 40 intentarán mandatos como senadores y 7 como diputados estaduales. Es decir que sólo 31 de los 513 diputados desistieron por completo de la actividad política electoral y no disputarán elecciones este año.

Factores contra la renovación

Según analistas de la Diap, la pobre renovación también es fruto de los cambios en la legislación electoral, que redujeron el tiempo de la campaña electoral de 90 a 45 días y el período en que los candidatos pueden aparecer en el horario gratuito de propaganda en radio y televisión (de 45 a 35 días). La nueva legislación también prohibió donaciones empresariales a las campañas, lo que permite que quienes ya ejercen mandatos tengan mejores condiciones para disputar recursos del fondo electoral creado por el Gobierno para financiar las campañas. Otro motivo para la baja renovación, según el Diap, es que "por los altos costos de la campaña y las dificultades de exposición, son pocos los nombres competitivos dispuestos a disputar un mandato electivo".

Pero además, entre los posibles nuevos diputados, la mayoría ya ejerció cargos públicos o es pariente de políticos. "Además de una renovación menor y de mala calidad, existe el riesgo de que la composición de la Cámara sea más conservadora y clientelista que la actual", criticó la Diap.

El escenario no es muy diferente en el Senado, que renueva dos tercios de sus 81 bancas (cada Estado tiene tres senadores). Una tercera parte, 27 de los 81 senadores, seguirá en el cargo hasta 2022 tras haber sido elegida en 2014 para ocho años de mandato. En este momento la correlación de fuerzas en el Senado favorece al gobierno de Temer, que suma 59 escaños: PMDB (22) y PSDB (11) son los bloques más numerosos; La oposición suma 20 escaños: el PT cuenta con 9; PSB (7); PDT (2); PCdoB (1) y Rede, de Marina Silva, tiene uno. El PCdoB es el principal aliado del PT de Haddad.

preparativos. Las máquinas para el voto electrónico se comenzaron a distribuir ayer en Brasilia.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({flush: true});