El Mundo

Carla Bruni duda de sus publicitados planes de boda con Sarkozy

La cantante italiana Carla Bruni, novia del presidente francés Nicolas Sarkozy, está dudando de los publicitados planes de boda de la pareja, según informó ayer la revista de crónica social Gala.

Martes 01 de Enero de 2008

París.— La cantante italiana Carla Bruni, novia del presidente francés Nicolas Sarkozy, está dudando de los publicitados planes de boda de la pareja, según informó ayer la revista de crónica social Gala.
  La ex modelo se siente expuesta a una “presión infernal” y además tiene miedo de lo que significa entrar al Palacio del Elíseo, comentó la revista. Por otra parte, el mandatario, que tiene muchas obligaciones, le dedica poco tiempo. En los últimos días, Bruni estuvo “muy tensa” y cerca de las lágrimas, según escribió Gala en base al testimonio de alguien de su entorno.
  Bruni y Sarkozy dieron a conocer su relación a fines del año pasado, pocas semanas después del divorcio de Sarkozy de su segunda esposa, Cecilia. Desde entonces, ambos declararon tener planes de boda. Un diario regional francés llegó a afirmar que la pareja se había casado en secreto, pero la ex modelo se encargó luego de desmentir esta información.

Presiones familiares. Por otra parte, Bruni también se ve presionada por la familia del padre de su hijo de seis años, cuyo rostro se publicó en algunas revistas sin distorsionar, comentó Gala. La cantante realizó un viaje de vacaciones a Jordania junto al niño y a Sarkozy. Las fotos de los tres paseando por exóticos paisajes fueron reproducidas por las revistas y diarios de todo el mundo.
  Por todo esto, de acuerdo a Gala, la ex top model tiene previsto en principio “encerrarse en su estudio” para grabar su tercer disco.
  Mientras tanto, la confianza de la población en Sarkozy sigue bajando, cuando faltan apenas unas cinco semanas para las elecciones municipales en Francia.
  Según una encuesta del instituto TNS-Sofres para Le Figaro Magazine, el presidente tiene un apoyo de un 41%, frente al 49% que registraba hace un mes. Un 55% afirma no tener confianza en el jefe de Estado, y casi nueve de cada diez franceses consideran que las medidas del gobierno para combatir la inflación han sido “ineficientes”.
  
Tendencia en baja. La caída de la aprobación de Sarkozy es de 24 puntos desde que asumió el cargo en mayo del año pasado. La tendencia a la baja se vio incrementada por “la exposición de la vida privada” del presidente, así como la larga visita a Francia del cuestionado presidente libio, Muammar al Gaddafi.
  En una encuesta dada a conocer hace poco por el diario La Croix, la mayoría de los franceses criticó la excesiva presencia en los medios de la relación entre el mandatario y Carla Bruni.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario