El Mundo

Capturan al "Chapo" Guzmán, el narco más poderoso de México y más buscado

Golpe al narcotráfico. Con información de EEUU, militares atraparon al líder del cártel de Sinaloa luego de perseguirlo a través de una red de viviendas conectadas por túneles. 

Domingo 23 de Febrero de 2014

El líder del cártel de Sinaloa y capo del narcotráfico más buscado del mundo, Joaquín "Chapo" Guzmán, fue capturado en una operación realizada en la ciudad de Mazatlán, sobre la costa del Pacífico de México. La noticia recorrió el mundo rápidamente. El logro fue resultado de la tarea conjunta de Estados Unidos, que aportó información esencial, y de las fuerzas armadas mexicanas.

El presidente mexicano, Enrique Peña Nieto, salió rápidamente a celebrar la operación y capitalizarla políticamente. "Reconozco la labor de las instituciones de seguridad del Estado mexicano para lograr la aprehensión de Joaquín Guzmán", dijo Peña Nieto en Twitter. El mandatario mexicano agregó que para la captura del capo narco, por quien Estados Unidos ofrecía una recompensa de cinco millones de dólares y México de 2,4 millones, "fue determinante" el trabajo coordinado de las autoridades mexicanas.

El Procurador General de México, Jesús Murillo Karam, dijo en conferencia de prensa que Joaquín Archivaldo Guzmán, nombre completo del Chapo, fue detenido junto con uno de sus colaboradores en un operativo realizado a las 6:40 por infantes de marina en Mazatlán, Estado de Sinaloa. Guzmán dirigía el cártel de Sinaloa, dueño del narcotráfico en casi toda la costa del Pacífico de México.

Destino desconocido.La captura del capo, de 56 o 59 años años, fue informada a primeras horas por fuentes estadounidenses bajo anonimato a medios locales, como la agencia Notimex. Murillo dijo que se demoraron en confirmar la detención porque el gobierno mexicano prefirió tener la plena identificación de Guzmán. Murillo dio una conferencia de prensa en un hangar de la Marina en Ciudad de México, donde se mostró a Guzmán mientras era escoltado por militares que lo llevaron a un helicóptero blindado, en el que fue trasladado a una cárcel de la que no se dio el nombre ni ubicación.

El gobierno mexicano indicó que la captura es producto de una operación que se realizaba desde hace varios meses, en la que colaboró el gobierno de Estados Unidos. Washington habría provisto información clave sobre la ubicación del criminal. "Entre el 13 y 17 de febrero fueron localizados algunos domicilios en los que acostumbraba estar (Guzmán) y en algunos de ellos lo que dificultó (la operación) fue que estaban conectados por túneles con siete casas, que a su vez estaban conectadas con túneles del drenaje de la ciudad", señaló Murillo. "Las puertas de las casas estaban reforzadas con acero, por lo que los minutos que tardamos en abrirlas sirvieron para el escape a través de estos túneles. Sin embargo, la investigación era tan plena que continuamos el seguimiento y después hubo varios momentos que pudo haber sido aprehendido, pero la prudencia hizo que evitáramos detenerlo en un operativo en el que pudiera resultar afectada la ciudadanía", relató.

En el marco de la búsqueda de Guzmán fueron detenidas en las últimas semanas 13 personas y se decomisaron 133 armas, dos lanzagranadas, 43 vehículos, de los cuales 19 eran blindados, así como 16 casas y cuatro ranchos.

La captura del Chapo es el golpe más resonante contra el narcotráfico mexicano desde que el 7 de octubre de 2012 una operación, también de infantería de marina, dio muerte al jefe máximo de los Zetas, Heriberto "El Lazca" Lazcano. Los Zetas y el cártel de Sinaloa de Guzmán han mantenido enfrentamientos brutales por el dominio de las rutas del narcotráfico.

Los medios estadounidenses se hicieron amplio eco del "hombre que más drogas vendía en Estados Unidos", según el Washington Post. "Su cártel de Sinaloa, el decano de estas organizaciones, las más rica y poderosa corporación del ramo, corrompió a generaciones de políticos mexicanos y erosionó la democracia de la nación mexicana", comentó el diario. El Chapo, "es una leyenda", dijo el analista de seguridad mexicano Jorge Chabat. "Es la joya de la corona", ilustró.

La organización. El cártel de Sinaloa, la corporación más poderosa del crimen organizado de México y tal vez del mundo, surgió a fines de los años ochenta, cuando fue capturado el capo Miguel Angel Félix Gallardo. Este, conocido como "El Padrino", dirigía una organización con base en Guadalajara para la que trabajaban el Chapo Guzmán y los hermanos Arellano Félix. Después del arresto del Padrino en 1989, los Arellano Félix fundaron el cártel de Tijuana mientras que el Chapo y Héctor Jesús Palma Salazar, "El Güero Palma", crearon el cártel de Sinaloa, conocido también como el cártel del Pacífico.

Según la DEA estadounidense, el cártel de Sinaloa es responsable de la importación de toneladas de cocaína, heroína y marihuana desde México a Estados Unidos y del lavado de millones de dólares. El Washington Post habla de "miles de millones de dólares" y cita una red de distribuidores de drogas "desde Los Angeles a Chicago".

Sus negocios se extienden a países tan lejanos de México como las Filipinas y no se limitan al narcotráfico, sino que abarcan más de 20 delitos, de acuerdo con el especialista uruguayo Edgardo Buscaglia. La droga representa entre el 40 y el 60 por ciento de los ingresos brutos del cártel de Sinaloa, "pero el resto les viene de contrabando, piratería y tráfico de seres humanos", afirma Buscaglia.

Guzmán fue capturado en Guatemala el 9 de junio de 1993 y encarcelado en México en una prisión de máxima seguridad, pero el 19 de enero de 2001 logró fugarse. Huyó escondido dentro de un carro de la lavandería. Una vez libre, Guzmán emprendió una carnicería para dejar claro quién mandaba en la cuenca del Pacífico.

En 1993 pistoleros del cártel de Tijuana mataron en el aeropuerto de Guadalajara al cardenal Juan Jesús Posadas Ocampo pensando que era el Chapo Guzmán. En años recientes el cártel de Sinaloa libró una sangrienta guerra por el control de Ciudad Juárez con el cártel local, que logró saldar a su favor. Otro de sus grandes rivales ha sido el cártel de Los Zetas. El cártel de Sinaloa sufrió en 2008 una ruptura interna con la salida de los hermanos Beltrán Leyva, que fundaron su propio cártel y se convirtieron en enemigos.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS