El Mundo

Caen cuatro ministros en Perú por vínculos con Odebrecht

La salida de estos altos funcionarios del gobierno se suma a la del fiscal general designado

Sábado 15 de Febrero de 2020

El presidente de Perú, Martín Vizcarra, aceptó ayer la dimisión de los titulares de los ministerios de Justicia, Ana Teresa Revilla, Transportes y Comunicaciones, Edmer Trujillo, y Educación, Flor Pablo, con los escándalos de corrupción de la constructora brasileña Odebrecht detrás de al menos una de ellas.

Estas salidas se producen días después de que el exministro de Energía y Minas Juan Carlos Lui renunciara a su cargo tras reconocer que había mantenido una reunión secreta con representantes de la empresa brasileña, inmersa en incontables casos de corrupción a lo largo y ancho del continente.

La salida de estos altos funcionarios del gobierno se suma a la del fiscal general designado para el caso ‘Lava Jato', Jorge Ramírez, ampliamente cuestionado por sus supuestas gestiones a favor de la constructora brasileña Odebrecht, señalada como una red de sobornos a nivel regional a cambio de concesiones de obras públicas.

Una de estas concesiones, la del Gasoducto Sur Peruano, fue la que provocó la primera renuncia del gabinete de Vicente Zeballos. Juan Carlos Lui presentó su dimisión el lunes tras haber incurrido supuestamente en un conflicto de intereses al no comunicar que una de sus empresas realizó trabajos de asesoría para la constructora Odebrecht sobre este proyecto gasístico cuando era también asesor del ministerio.

Acto seguido, ha sido la ministra de Justicia quien ha presentado su dimisión ayer después de que Liu asegurara que fue ella quien solicitó celebrar la reunión que mantuvo con varios cargos de Odebrecht, y en la que también participó el cesado fiscal general Jorge Ramírez.

En dicha reunión, los representantes del gigante empresarial brasileño anunciaron la intención de presentar una demanda contra el Estado peruano, como finalmente hicieron, después de que el gobierno decidiera cancelar el proyecto por las "notorias evidencias de corrupción". Odebrecht presentó una demanda de 1.200 millones de dólares.

La dimisión de Revilla ha desencadenado horas después la renuncia por motivos desconocidos del titular del Ministerio de Transportes y Comunicaciones, quien el 31 de enero acudió a declarar a petición de la Fiscalía.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario