El Mundo

"Brasil necesitaba una alianza de liberales y conservadores"

En medio de la "guerra" para aprobar la reforma previsional, el ministro de Economía de Brasil, Paulo Guedes, dijo en una extensa entrevista que "luego de 30 años de hegemonía socialdemócrata", el país optó por "una alianza de conservadores y liberales", al elegir presidente a Jair Bolsonaro.

Lunes 11 de Marzo de 2019

En medio de la "guerra" para aprobar la reforma previsional, el ministro de Economía de Brasil, Paulo Guedes, dijo en una extensa entrevista que "luego de 30 años de hegemonía socialdemócrata", el país optó por "una alianza de conservadores y liberales", al elegir presidente a Jair Bolsonaro.

En una extensa entrevista con el diario Estado de Sao Paulo, afirma que una propuesta previa suya, conocida como PEC, dará a los políticos el 100 por ciento de control sobre los presupuestos nacional, de los Estados y de las municipalidades, dando fin a los gastos automáticos. A la vez, Guedes no deja de lado su objetivo final: la reforma previsional. La PEC, lista desde hace más de seis meses, fue anunciada como el "Plan B" de Guedes si la reforma previsional no prospera, pero terminó ganando vida propia frente al "agujero" fiscal registrado en las finanzas municipales y de gobernadores de todo el país. "Los políticos tienen que asumir sus propias responsabilidades, sus funciones y sus recursos", argumenta Guedes.

Mientras el gobierno del presidente Jair Bolsonaro está completando 70 días de gestión, la reforma de la Seguridad Social fue enviada al Congreso, donde la espera un arduo trámite. Al inicio de la entrevista Guedes señal que "la percepción de que Brasil y la democracia estaban en peligro" durante el reciente proceso electoral era errónea. "Lo que estaba sucediendo era esto: la dinámica de una gran sociedad abierta. Para mí, el fenómeno que estaba ocurriendo en Brasil era algo virtuoso. Después de 30 años de hegemonía de la socialdemocracia, la otra pierna finalmente estaba apareciendo. Necesitabas una democracia liberal, una alianza de conservadores y liberales. En Davos, un poco del trabajo que hice fue mostrar lo que estaba pasando aquí, porque creo que la pasión que prevaleció durante la campaña electoral proyectó una imagen inadecuada de Brasil."

Para Guedes hubo dos etapas, la primera, "fue la de 'desalckmizar' el mercado", en referencia al ex candidato socialdemócrata Geraldo Alckmin, el favorito inicial de los mercados. "Todo lo que tenía que hacer era mostrar que habría ideas liberales por un lado y una agenda de valores, familia, por el otro", en referencia a la confrontación cultural y educativa que plantea Bolsonaro con la herencia de los gobiernos del PT de Lula y Dilma. "Es una democracia rica cuando tienes esas posibilidades. Creo que seríamos una democracia pobre si tuviéramos sólo el otro lado".

Guedes señala luego que "el presidente ganó las elecciones diciendo 'Brasil por encima de todo, Dios por encima de todo' y Paulo Guedes diciendo que va a privatizar. Fue esta agenda la que ganó las elecciones. Esa es la cuestión". Según Guedes, "vamos a aprobar esta reforma de las jubilaciones. Estoy seguro de ello, porque creo en la dinámica de una sociedad abierta...es un gobierno que vino de fuera del establishment, no es una transición fácil. Es evidente que una agenda económica es más delineable que la agenda política, porque la vieja política ha perdido su eje, se rompió con el Lava Jato. Ahora, son dos ejes nuevos. El primero es temático: buenas costumbres, familia, seguridad. Pero el otro lado no parece haber cambiado. Guedes afirma que "tenemos 260 votos (de diputados) a favor de la reforma previsonal. Explícitamente a favor están 160 votos, y otros 100 que dicen que están de acuerdo entre bastidores. Esto sin ninguna negociación espuria. Quedan 48 votos". La Cámara baja tiene 513 bancas. El fantasma de la compra de votos sigue presente.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({flush: true});