El Mundo

Aumenta la popularidad de los reyes de España

A un año de la asunción al trono, un 81 por ciento de los ciudadanos hispanos dio el visto bueno a la gestión de Felipe y su esposa Letizia.

Sábado 20 de Junio de 2015

Los españoles aprobaron la manera como el rey y la reina cumplen sus tareas en su primer año en el trono y le dieron al monarca la máxima calificación por promover la imagen del país en el exterior, de acuerdo con una encuesta publicada ayer. De acuerdo con los datos publicados por el diario El País, el 81 por ciento de los encuestados aprobó la labor de Felipe VI en el cargo, frente al 17 por ciento que desaprobó su trabajo. Un 2 por ciento respondió no sabe/no contesta. La reina tuvo una tasa de aprobación del 74 por ciento. Los esfuerzos de Felipe por proyectar una imagen positiva del país en el extranjero tuvieron un respaldo popular del 78 por ciento.

Felipe, de 47 años, fue proclamado rey hace un año — el 19 de junio de 2014 — sustituyendo a su padre, Juan Carlos tras una serie de escándalos que afectaron tanto a su familia como a la institución. A su llegada al trono prometió restaurar la confianza en la monarquía. En su discurso con motivo del primer aniversario de su proclamación, llamó a construir a España con conductas inspiradas en "la afirmación de principios éticos y morales".

La encuesta, elaborada por la empresa Metroscopia, entrevistó a 1.200 personas por teléfono, en líneas fijas, realizadas entre el 15 y el 16 de junio. Tiene un margen de error de más menos 2,9 puntos porcentuales.

Distanciamiento. Semanas atrás, Felipe despojó a su hermana Cristina de su título de duquesa de Palma, en la más reciente de una serie de medidas para distanciar a la familia real de la princesa, que está siendo juzgada por fraude fiscal junto con su esposo. Este fue uno de varios escándalos que dieron por tierra con la otrora enorme popularidad de Juan Carlos. El ex monarca provocó el malestar del público al ir a cazar elefantes en Botsuana en 2012, cuando la crisis económica estaba en su peor momento.

Para limpiar la imagen de la institución, Felipe sometió las cuentas del palacio a auditorías externas y publicado los resultados. Aprobó un nuevo código de conducta, prohibió a miembros de la familia real inmediata trabajar en el sector público e impuso un mayor control sobre los obsequios que recibe la familia real.

En un discurso ante 38 ciudadanos condecorados por los reyes con la Orden del Mérito Civil, Felipe dijo en el Palacio Real en Madrid: "España no solo se construye desde el respeto y la defensa de nuestros valores constitucionales, sino también desde la afirmación de principios éticos y morales que inspiren nuestras conductas y con un marco de valores cívicos compartidos que guíe nuestra convivencia democrática y fortalezca nuestra concordia nacional".

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS