El Mundo

Ataque antisemita en Alemania contra una sinagoga en el día del Yom Kippur

El atacante no pudo ingresar al templo, donde había 80 fieles. En la calle mató a dos personas al azar. Transmitió el asalto por internet. Fue detenido.

Jueves 10 de Octubre de 2019

Un joven neonazi armado y uniformado atacó una sinagoga y mató a dos personas en la ciudad de Halle, luego de no poder ingresar al templo gracias a las medidas de seguridad. La sinagoga estaba llena de fieles, dado que ayer era el día de Yom Kippur, el más sagrado del calendario judío. Las medidas de seguridad ya son rutinarias en la comunidad judía alemana, víctima de una ola de amenazas y agresiones que va en aumento. El neonazi gritó consignas antisemitas y asesinó a sangre fría a dos personas. El agresor trasmitió en vivo su ataque mediante una cámara a un popular sitio de videojuegos. El terrorista fue finalmente apresado en las afueras de la ciudad.

El individuo disparó contra la puerta de la sinagoga pero no pudo ingresar por las medidas de seguridad que se han tomado en estos años en este tipo de lugares. El sujeto entonces mató a una mujer en las cercanías de un cementerio vecino a la sinagoga. El agresor entonces retorna a su auto, conduce hasta un local cercano de comida kebab (árabe y turca) y asesina a otra víctima, un hombre. Posteriormente la policía halló un explosivo improvisado que dejó en cercanías de la sinagoga. Adentro se encontraban unas 70 u 80 personas, informó un líder religioso local.

El atacante grita en inglés consignas antisemitas antes de disparar, según registra el sitio web especializado en terrorismo online SITE Intelligence Group. La organización informó en Twitter que 35 minutos del ataque se trasmitieron por Internet. Rita Katz, de SITE, dijo que en el video se ve al agresor disparando a una mujer en la calle después de que no pudo ingresar a la sinagoga; luego entra en un local y mata a otra persona para después huir. "El inquietante video muestra al atacante primero exponiendo argumentos de extrema derecha, y luego conduciendo a la sinagoga. Se frustra cuando no puede ingresar y dispara a una mujer al azar en la calle. Parece improvisar, entra en el negocio y mata a otro antes de huir (otros parecen evitarlo)", relata Rita Katz. También se aprecia claramente cómo profiere insultos contra los "judíos", a los que achaca ser "la raíz de todos los problemas", y contra los "extranjeros de mierda".

La primera víctima fue una mujer que al parecer estaba junto a la parada del tranvía en las inmediaciones de la sinagoga. La segunda, un operario que había ido a comer al local turco, donde el atacante entró disparando a discreción, según el relato de un testigo.

El agresor neonazi fue identificado por el semanario alemán Der Spiegel como Stephan B., de 27 años. Es el hombre fuertemente armado con uniforme y casco que en un video de una cámara de seguridad descarga una escopeta de manera repetida.

La transmisión por Internet del ataque evoca al atentado de marzo pasado en Christchurch, Nueva Zelanda, donde un supremacista blanco mató a 51 personas en una mezquita y lo trasmitió en vivo por Facebook. Eso atrajo fuertes críticas contra las empresas de redes sociales por no detectar y bloquear de inmediato contenido tan violento.

El video del ataque en Alemania se trasmitió en vivo por la red de videojuegos Twitch, la cual dijo que "trabajó con urgencia" para retirarlo. Twitch advirtió que suspenderá permanentemente cualquier cuenta que suba o reenvíe "contenido de este horrendo acto". La jefa de gobierno alemana, la canciller Angela Merkel, condenó el ataque y manifestó su "solidaridad con todos los judíos en el día sagrado del Yom Kippur". Merkel asistió por la noche a una vigilia en la principal sinagoga de Berlín. En Israel, el primer ministro Benjamin Netanyahu calificó el ataque de "terrorista" y de "nueva expresión del antisemitismo en auge en Europa".

El líder de la colectividad judía de Halle, Max Privorozki, dijo a Der Spiegel que "el atacante disparó varias veces a la puerta y también arrojó varias bombas molotov, petardos o granadas para entrar a la fuerza. Pero la puerta se mantuvo cerrada...Dios nos protegió".

El ataque fue el tercero contra una sinagoga en un año, tras los ocurridos en Pittsburgh y Poway, California, en Estados Unidos.

La policía de Halle tuiteó temprano "que los sospechosos" huyeron en su auto y poco tiempo después informó que una persona fue detenida. Luego la revista Der Spiegel reportó que el agresor era un joven de 27 años oriundo del estado oriental de Sajonia-Anhalt, donde se ubica Halle. La agencia noticiosa DPA y el diario Bild citaron fuentes de seguridad que reportaron que la evidencia señala que se trató de un solo atacante.

Antecedentes inquietantes

El ataque a sinagogas tiene antecedentes siniestros en Alemania. Sin remontarse a la era nazi, la sinagoga de Lübeck fue incendiada en marzo de 1994. Fue el primer incendio de una sinagoga alemana en décadas. Cuatro extremistas de derecha fueron condenados por el ataque. En Düsseldorf, en 2000, un joven palestino y otro marroquí dañaron con fuego la recientemente inaugurada nueva sinagoga de la ciudad.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario