Educación

Presentan Mancala, una historiade amor filial

Su autora, Natalia Porta López, estará en la Feria del Libro. También ofrecerá una charla en la Biblioteca Cachilo.

Sábado 02 de Junio de 2018

"La lectura es condición de ciudadanía", dice la escritora Natalia Porta López, quien acaba de lanzar su libro Mancala, la historia del amor filial entre un nene, su madre y un padrastro, que incluye temas de desarraigo, la muerte y el resurgir de un amor diferente. El libro está ilustrado por Daniel Rabanal. La autora estará en la Feria del Libro de Rosario, mañana domingo, a las 18.30 en el stand de Ponsatti Libros. También participará el lunes, a las 14 en una charla en la Biblioteca Cachilo, y a las 18 en el Normal 2.

"A mí me gustan las historias de encuentro entre generaciones. Quise contar ese choque de universos: entre un niño —un cosmos en formación— y alguien ya hecho, criado con parámetros de otra época, con edad para ser su abuelo, pero en otro rol. El libro toma el título de un objeto que aparece en la trama en el momento en que todo va a cambiar. Darle ese lugar central fue como subrayar ese capítulo que parte aguas. Además ese elemento es un juego de mesa y como en todos, se puede ganar o perder. Tiene mucho de simbólico, pero eso lo pienso ahora, no pude racionalizarlo mientras escribía, apareció ahí", contó la escritora en una entrevista realizada por la periodista Analía Páez de la Agencia Télam.

En esa charla definió a su producción literaria como "un libro para niños, no infantil. Esa diferencia me parece importante. A los chicos con quienes comparto la lectura de Mancala les aviso: «En este cuento pasa algo triste, ¿quieren que se los lea igual?» y siempre quieren. Es algo que nos da curiosidad a los lectores: ver cómo un personaje se las arregla en una situación difícil. Un niño al terminar me dijo lo más lindo que hasta ahora escuché sobre el cuento: «No es como un libro, es más como una película»".

—¿Cuál es la importancia de la lectura para los chicos?

—La lectura es condición de ciudadanía, no se puede vivir en democracia responsablemente sin entender lo que pasa, para eso hay que leer. Pero es algo que se puede aprender sin darse cuenta, los cuentos y poemas se pueden compartir con la naturalidad amorosa y nutricia de las canciones de cuna, como tantas otras cosas básicas. Yo fui una niña lectora, voraz, de diccionarios, enciclopedias, poemas, cuentos, teatro, etiquetas y prospectos de medicamentos, revistas de comics para adultos, novelas inconvenientes para mi edad, instrucciones y explicaciones científicas, lo que me cayera en la mano.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({flush: true});