Edición Impresa

Zulema reclamó declarar el caso de su hijo crimen de lesa humanidad

La ex primera dama Zulema Yoma denunció ayer que hubo "presiones" sobre los peritos oficiales que negaron la existencia de rastros de disparos en el helicóptero en el que su hijo perdió la vida, al caer a tierra en 1995.

Viernes 17 de Octubre de 2014

La ex primera dama Zulema Yoma denunció ayer que hubo "presiones" sobre los peritos oficiales que negaron la existencia de rastros de disparos en el helicóptero en el que su hijo perdió la vida, al caer a tierra en 1995.

"Señor juez, el caso está aclarado indubitable y definitivamente: fue un atentado, un acto de terrorismo, un delito imprescriptible de lesa humanidad y no un mero accidente. Es hora de reconocerlo para no caer en una enorme arbitrariedad", sostuvo Zulema.

Tras la pericia oficial que descartó un atentado, la madre de Carlitos Menem insistió en que no se trató de un accidente y remarcó: "Jamás imaginé a mi hijo jugando con el helicóptero".

En una conferencia de prensa, junto a su abogado Juan Gabriel Labaké y los peritos de parte Enrique Prueger y Jorge Locles, Zulema ratificó que Carlitos fue víctima de un atentado. "Es el Estado quien debe averiguar", insistió Zulema luego de que peritos oficiales presentaran un informe en el que negaron que haya rastros de disparos en la nave.

Acompañada de su hija Zulemita Menem, Yoma planteó que "destapando este tema de Carlitos, a lo mejor podamos llegar a otras cosas que todavía están en la nebulosa", y aclaró que se refería a "otros atentados", por los ataques a la Amia y a la embajada de Israel.

La solicitud de declaración de lesa humanidad fue hecha al juez federal de San Nicolás, Carlos Villafuerte Ruzo, quien viene sosteniendo que en el expediente no existen pruebas de que se haya tratado de un atentado, como consideran Yoma y su abogado, en vez de un accidente aéreo.

La pericia oficial, que fue realizada en Tucumán, menciona una esquirla que sí provocó un orificio, pero rechazó que se tratara de un rastro de bala.

"Son esquirlas de bala; fueron presionados", dijo Labaké, quien además cuestionó que el juez Villafuerte Ruzo haya encomendado sólo 5 puntos de pericia cuando ellos habían reclamado 23.

Zulema criticó la falta de resultados de la investigación, insistió con un atentado y dijo que "en su momento sí hubo muchísimas presiones" en la causa.

El perito Locles (quien fuera encausado por adulterar una de las balas que mataron al militante del PO Mariano Ferreyra) recordó los fallecimientos sospechosos de testigos de la caída del helicóptero, y dijo: "Acá hubo más muertos que en el caso Kennedy".

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario