Edición Impresa

Zona sur: barría la vereda y encontró una granada

La sorpresa se la llevó una mujer de la zona sur. La Brigada de Explosivos detonó el artefacto ayer y comprobó que en su interior sólo había madera.

Sábado 03 de Agosto de 2013

¿Una moneda? ¿Un billete premiado? No. Una mujer que barría la vereda de Mister Ross al 1400 encontró en la basura una granada de entrenamiento; un explosivo de fabricación nacional que dejó de producirse a finales de 1970. Claro que esa información no la tuvo en un primer momento, sino sólo después de que la curiosidad la llevó a buscar datos sobre el “objeto cilíndrico” que halló envuelto en dos bolsas de plástico. La Brigada de Explosivos la detonó ayer y allí encontró algo más insólito: tenía madera simulando la carga explosiva.

   El pasado 19 de julio, a las 8, Silvia, de 49 años, barría la vereda cuando vio en el volquete una bolsa azul que decidió abrir. Adentro había otro envoltorio de nailon transparente que dejaba ver un cilindro gris. Algo del objeto la puso en guardia, hizo alguna remota relación con explosivos y enterró el hallazgo en el jardín que tiene la vereda frente a su casa.

   Pero el asunto le siguió rondando y ayer encaró una investigación por su cuenta en internet.

Quedó impactada cuando encontró en imágenes un elemento similar al que ella había enterrado en la vereda.

Su instinto había estado en lo cierto. Era un hallazgo para tener cuidado.

   ¿Qué hacer? ¿Qué había manipulado? Salió a ver el lugar donde dejó el cilindro y compartió su inquietud con una cuadrilla de Litoral Gas que estaba trabajando en la cuadra. El consejo fue de manual, llamar de inmediato a la comisaría 15, que no tardó en convocar a la Brigada de Explosivos de la Unidad Regional ll. Los efectivos hicieron una detonación controlada del objeto.

 

El explosivo. Los especialistas determinaron que era una granada PM 1 de entrenamiento militar.

Actuaron con todas las precauciones habituales para realizar una explosión controlada del artefacto y al detonarlo llegó la sorpresa y media: en el interior de la carcaza, en lugar de explosivo tenía madera para simular el peso de una carga real.

La granada PM 1 es un artefacto de fabricación nacional que dejó de producirse en 1970.

La que encontró la vecina tenía colocada el correspondiente anillo de seguridad y manivela, y estaba en perfecto estado de conservación, tal cual lo comprobaron los expertos en explosivos que llegaron a recogerla en el lugar.

   ¿Cómo llegó una granada que se utilizaba para entrenar a las tropas del Ejército a un volquete en el sur rosarino?

Más allá de la anécdota, la investigación ahora deberá recorrer el camino de la historia del artefacto hacia atrás, es decir, desde el punto en que lo encontró la azorada vecina, que por un tiempo prolongado sin dudas considerará cubierta su incontrolable cuota de curiosidad.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS