Edición Impresa

Uruguay eligió candidatos para las presidenciales de octubre próximo

La participación en las internas abiertas fue la más baja de la historia. Tabaré Vázquez, del oficialismo, tendrá su principal adversario en el "blanco" Luis Lacalle Pou, la gran novedad de la jornada electoral.

Lunes 02 de Junio de 2014

Las elecciones primarias abiertas de Uruguay se realizaron ayer con total normalidad, aunque con un nivel de participación históricamente bajo, que rondó el 37 por ciento. El voto, a diferencia de las elecciones generales, no era obligatorio. El candidato presidencial del Frente Amplio (FA) será Tabaré Vázquez, tal como se preveía. Su principal adversario será el postulante "blanco" Luis Lacalle Pou, quien se impuso al hasta hace poco favorito Jorge Larrañaga. En tanto, en el Partido Colorado ganó Pedro Bordaberry. Las elecciones presidenciales de primer turno se harán el 26 de octubre próximo.

Pelea pareja.En total, 10 partidos políticos eligieron a sus candidatos presidenciales, aunque sólo en el histórico Partido Nacional o "Blanco" el resultado se anticipaba como incierto. Por esto, casi toda la atención de los medios se concentró en la primaria de los "blancos". Según la consultora Cifra, Lacalle Pou obtuvo 55 por ciento frente a 45 por ciento de Larrañaga. Según Factum, 54 por ciento de los votos fueron para Lacalle Pou y 46 por ciento para Larrañaga. La encuestadora Equipos Mori dio números similares. De esta forma, Lacalle Pou (hijo del ex presidente Luis Alberto Lacalle) será el candidato blanco, luego de remontar una diferencia considerable a favor de Larrañaga. Este, un senador de 57 años, derrotado en las elecciones de 2004 por Tabaré Vázquez y que competía por cuarta vez en una interna, terminó nuevamente vencido, esta vez por Lacalle Pou, de 40 años, el más joven entre los candidatos. Era la primera vez que Lacalle competía en la interna presidencial. Creció en las encuestas sostenidamente desde que lanzó su precandidatura a mediados de 2013 y logró un salto importante en marzo de este año, al sumar al ex canciller Sergio Abreu. Lacalle creció desde un piso de 10 por ciento al 45 por ciento de intención de voto en los sondeos previos, para finalmente redondear en las urnas un 54 por ciento. Sin dudas, hizo valer su condición de candidato más joven. Llamó a su sector "Aire Fresco" y construyó un perfil que se presenta como la "renovación" y la "otra forma de hacer política".

En octubre,Vázquez tendrá en Lacalle a un adversario más duro de lo que tal vez había previsto el Frente Amplio hace unas pocas semanas, cuando todavía se pensaba en enfrentar nuevamente a Larrañaga. Y sin dudas Lacalle reiterará ante un Vázquez, un ex presidente de 74 años, su promesa de renovación.

En el FA, y como se preveía, Tabaré Vázquez obtuvo el 80 por ciento de los votos frente al 14 por ciento de su oponente interna, Constanza Moreira. El ex mandatario había recibido el apoyo de los sectores o "lemas" mayoritarios dentro de la coalición, como el socialismo y el comunismo. También recibió el espaldarazo del actual presidente José Mujica. Anoche, en su discurso de la victoria, Vázquez dio a conocer diez medidas de gobierno, entre las que se cuentan la "disminución de la carga tributaria global", y otras de carácter social, como el "gobierno digital" con la entrega de una tablet a cada jubilado. La derrotada senadora Moreira, quien entró a la Cámara alta en 2010 por el Espacio 609, rompió filas con su bloque de origen y se rodeó de sectores menores del FA, como el Partido por la Victoria del Pueblo (PVP) o el IR, de Macarena Gelman, nieta del poeta argentino. La interna abierta sirvió, además para medir fuerzas entre los distintos sectores del siempre complejo mundo del Frente Amplio. El vice se definirá en un plenario nacional en la segunda quincena de junio.

En el Partido Colorado, el vencedor, senador Pedro Bordaberry, era el amplio favorito y será el candidato presidencial por segunda vez consecutiva. Con 54 años, el legislador y ministro de Turismo durante el gobierno de Jorge Batlle (2000-2005), es hijo del ex presidente de facto Juan María Bordaberry, condenado en 2010 por crímenes durante la dictadura (1973-1985) y fallecido en 2011. Derrotó al senador José Amorín Batlle por el 70 por ciento, pero Amorín dio la sorpresa al recabar 27 por ciento de las voluntades coloradas. Para los colorados el mayor desafío es superar el magro desempeño de estos últimos años, dado que históricamente es el partido que más ha gobernado el país. En las últimas elecciones logró apenas el 12 por ciento de los sufragios.

Participación en caída. Las más de 7.000 mesas de votación cerraron a las 19.30, y estaban habilitados para sufragar 2,6 millones de personas, aunque estas elecciones internas son la única instancia del calendario electoral en la que el voto no es obligatorio. La tendencia a la menor participación se mantiene desde los primeros comicios de este tipo en 1999 (53 por ciento); luego, en 2004 fue de 46 por ciento y en 2009, de 45 por ciento. Ayer volvió a caer la participación, que se quedó en apenas un 37 por ciento.

“Me voy a pensar”

El precandidato del Partido Nacional Jorge Larrañaga, derrotado ayer por Luis Lacalle Pou, anunció que se retiraba de la política activa. Anoche, ate sus seguidores, dijo que se dirigiría a la sede del directorio del Partido Nacional y que subiría “por última” vez las escaleras de ese lugar. El dirigente anticipó que no será convencional y estudiará si se postulará al Parlamento. Actualmente es senador. “Me voy a pensar al Río Negro”, que es su distrito, informó un apesanumbrado Larrañaga a sus partidarios.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario