Edición Impresa

Una heladería de Empalme fue robada por segunda vez en 10 días

En el marco de la ola de atracos a heladerías que se viene registrando en distintos barrios de la ciudad (ver aparte), un local del ramo que se levanta en el corazón de Empalme Graneros...

Viernes 22 de Febrero de 2013

En el marco de la ola de atracos a heladerías que se viene registrando en distintos barrios de la ciudad (ver aparte), un local del ramo que se levanta en el corazón de Empalme Graneros sufrió anteayer el segundo robo en los últimos diez días. Es la heladería que pertenece a la cadena Grido y está en Juan José Paso 5948, de donde la noche del miércoles dos delincuentes se llevaron unos 2 mil pesos en efectvivo.

El nuevo robo al local en cuestión, que tiene varias mesas sobre la vereda y da trabajo a cinco jóvenes, ocurrió la noche del miércoles cuando al cierre del negocio, cerca de las 23.30, entraron al lugar dos hombres jóvenes exhibiendo armas de grueso calibre que engañaron a los empleados mientras estaban haciendo las últimas tareas del día. Tras amenazarlos y acceder a la caja, se alzaron con 2 mil pesos correspondientes a la recaudación.

Ultima hora. "Los ladrones golpearon el ventanal que da a la calle con la excusa de que les abrieran para comprar un postre de última hora", recordó Luis, el titular de la franquicia de Grido que está en Empalme. "Cuando el encargado se acercó a la puerta para explicarles que ya habían cerrado, los intrusos desenfundaron las armas y bajo amenazas lo empujaron y se metieron de prepo al negocio", agregó el hombre.

Una vez adentro los ladrones golpearon con la culata del arma al empleado para exigirle la entrega del dinero y lo arrojaron al piso. Lo mismo hicieron con otro empleado que estaba en el lugar. "Afortunadamente —dijo Luis—, por lo avanzado de la hora ya no había clientes".

Bajo control. Con la situación bajo control y con los dos empleados en el piso y maniatados, los asaltantes fueron directamente hacia la caja rgistradora y se alzaron con unos dos mil pesos que se habían recaudado en la jornada. "Hay alarmas en el local y una guardia adicional que recorre la zona comercial del barrio, pero esa noche casualmente no estaba", relató no sin algo de asombro el propietario de la heladería.

Luis recordó que en el primer robo a la misma heladería, ocurrido el martes de la semana pasada, la situación fue similar aunque a plena luz del día."Entraron dos personas al mediodía, alrededor de las 12. Les apuntaron a los empleados con armas de fuego y por suerte ese día tampoco había clientes. Los llevaron al depósito, los maniataron, los empujaron al piso y les pidieron plata, celulares, esas cosas. Aquel día se llevaron unos 500 pesos en efectivo que había en la caja", expresó el empresario.

Finalmente, Luis sostuvo que "hace cuatro meses que el local está sobre Juan José Paso después de haber estado el último año muy cerca de allí, no sobre la avenida". Y reconoció que "llama la atención la cantidad de robos que hay en el barrio. La verdad que sufrimos un perjuicio importante, pero creo que es porque este tipo de negocios sólo trabaja con efectivo y eso puede tentar a los ladrones".

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS