Edición Impresa

Un domingo que pinta caliente

Día para varios de los pesos pesados del fútbol argentino. Alguno con un contexto favorable, otros con una situación compleja.

Domingo 23 de Febrero de 2014

Día para varios de los pesos pesados del fútbol argentino. Alguno con un contexto favorable, otros con una situación compleja. Así, el San Lorenzo de Edgardo Bauza va por la consolidación, el River de Ramón Díaz por una levantada necesaria, mientras que el Boca Carlos Bianchi parece tener un solo camino por delante: la victoria. Y en ese partido, contra el líder Estudiantes, estará el mayor foco de atención de un domingo que promete emociones. Claro que Quilmes va por su primer punto, el Pincha por una nueva victoria y Colón por la extensión del buen arranque de torneo que tuvo.

Que las últimas 48 horas el mundo del fútbol haya estado preguntándose sobre qué es lo que le sucede a Boca, con informaciones acerca de que en caso de una nueva derrota Bianchi podría dar un paso al costado, habla a las claras de dónde se posarán las miradas más importantes del día. Es que hoy cualquier cosa puede pasar en La Bombonera (Riquelme estará en el banco). Desde un triunfo xeneize a una derrota que ocasione un nivel de intolerancia tal que hasta los dirigentes podrían verse en la obligación de salir en busca de un nuevo entrenador.

Encima enfrente estará nada menos que el puntero. Un Estudiantes que llega con puntaje perfecto y, obviamente, con el ánimo en alza.

Lo de River tampoco es para pasarlo por alto. La última derrota, ante Godoy Cruz, hizo tambalear algunas estructuras e instaló imágenes del pasado. Para colmo de males, el Pelado Díaz se quedó sin dos de los tres defensores (mercado lesionado y Balanta expulsado), por lo que tuvo que echar mano a algún que otro juvenil.

Qué decir de lo de Colón, que de la mano de Diego Osella está encaminando el rumbo y llega al choque con el millonario con el aval de dos victorias de manera consecutiva.

También asoma emotivo el partido que en el Nuevo Gasómetro protagonizarán San Lorenzo y Quilmes. El Ciclón quiere prenderse también en la lucha, más allá de que su gran apuesta es la Copa Libertadores frente a un Quilmes que está también en llamas, ya que hasta aquí no sumó puntos y camina rumbo al descenso.

 

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS