Edición Impresa

Ucrania reinstaló la milicia en medio de la tensión con Rusia

La decisión de Kiev tomó en cuenta el empeoramiento de la situación en el este del país, dominado por los activistas prorrusos.

Viernes 02 de Mayo de 2014

El gobierno prooccidental en Kiev decidió ayer reintroducir el servicio militar obligatorio en Ucrania debido a la difícil situación en el este del país, dominado por los separatistas prorrusos. En Donetsk, en el este de Ucrania, cientos de activistas prorrusos atacaron ayer un edificio de la Justicia y obligaron a las fuerzas de seguridad a retirarse. Los policías entregaron sus escudos y bastones y tuvieron que abandonar el recinto a través de un "corredor de la vergüenza" creado por los manifestantes. Los separatistas ondearon en el techo del edificio la bandera de la autoproclamada república popular de Donetsk. De acuerdo con el portal de Internet ostro.org, al parecer hubo heridos en ambos lados.

El presidente interino en Kiev, Alexander Turchinov, firmó ayer el decreto sobre el servicio militar obligatorio para enfrentar "el peligro para la unidad territorial y la intromisión en asuntos internos de Ucrania".

 

Abolición. Según este decreto, los hombres entre 18 y 25 años deben volver a prestar servicio militar obligatorio. Serán convocados entre mayo y junio. La conscripción había sido anulada hace apenas medio año. El decreto toma en cuenta el empeoramiento de la situación en el sur y este de Ucrania así como la "agresión desnuda" de las milicias prorrusas, añadió Kiev. Una operación "antiterrorista" del ejército, los servicios secretos y la recientemente formada Guardia Nacional ordenada por Turchinov contra los activistas no arrojó resultados hasta ahora. Las tropas de gobierno están mal equipadas y carecen de motivación. Mientras, los separatistas prorrusos extienden su influencia casi a diario en el este de Ucrania.

Antes de atacar la fiscalía en Donetsk, los activistas prorrusos, algunos de ellos enmascarados, habían lanzado cohetes y piedras contra las fuerzas de seguridad apostadas allí. Un vehículo blindado de las fuerzas del gobierno tuvo que retroceder después de ser atacado por activistas.

La situación había escalado tras una marcha de protesta de miles de manifestantes prorrusos. Los activistas acusaron a la fiscalía de la zona de ser el brazo del gobierno en Kiev y pidieron una anexión a Rusia siguiendo el modelo de Crimea, mientras ondeaban banderas rusas. Los separatistas ocupan desde hace semanas los edificios de la administración de la ciudad. El 11 de mayo decidirán en un referéndum sobre una posible separación de Kiev.

Los activistas tomaron también la administración de la ciudad de Lugansk. En Gorlovka, los manifestantes prorrusos ocuparon varios edificios de la administración. Turchinov reconoció haber perdido el control de partes del país y acusó de fallar a las fuerzas de seguridad.

Pedido de Putin

El presidente ruso, Vladimir Putin, dijo ayer que Ucrania debería retirar a sus fuerzas armadas de las regiones oriental y meridional del país, una afirmación que podría envalentonar a los insurgentes. Horas después, Ucrania detuvo al agregado militar de Rusia en Kiev bajo sospecha de espionaje y le ordenó salir del país

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario