Edición Impresa

Trabajadores de Mahle convocan a un acto masivo el 1º de mayo

Los trabajadores buscan apoyo para que la empresa revea la decisión de cerrar la planta en Rosario El gobierno provincial dictará hoy la conciliación obligatoria para ganar tiempo para el diálogo

Lunes 27 de Abril de 2009

Los obreros de la metalúrgica Mahle, la compañía de origen alemán que anunció el cierre de la planta rosarina y dejó sin empleo a casi 500 personas, convocaron a un acto de repudio a la decisión de la empresa y en defensa de las fuentes de trabajo, el viernes 1º de mayo frente a las instalaciones de la fábrica en Presidente Perón al 5600.

En una jornada emblemática donde el mundo celebrará el Día Internacional del Trabajador, los operarios de la firma que fabrica aros y camisas de pistón para la industria automotriz de reposición, buscan el respaldo social para lograr revertir la decisión de la compañía alemana.

En ese sentido se orientan las gestiones del Ministerio de Trabajo de la provincia, que hoy dictará la conciliación obligatoria en el conflicto, en el marco de una reunión que mantendrán los delegados de la comisión interna de la firma, dirigentes de la Unión Obrera Metalúrgica (UOM) Rosario y representantes de la empresa, con las autoridades provinciales de Trabajo.

"Con la conciliación obligatoria abrimos un espacio más que obliga al diálogo", reconoció el ministro de Trabajo de Santa Fe, Carlos Rodríguez, quien dijo estar "cada vez más convencido de que esta gente compró la empresa pensando en el cierre".

Al respecto, coincidió con los dichos de los trabajadores, quienes denunciaron que los directivos de Mahle fueron vaciando de a poco las instalaciones rosarinas. "Se llevaron en los últimos tiempos documentación sobre procesos de producción y aunque existe el saber de los trabajadores, está claro que no quieren seguir produciendo aquí", se sinceró el ministro Rodríguez.

Acto masivo. El delegado gremial de Mahle, Claudio Maldonado, confirmó ayer la convocatoria al acto para el 1º de mayo en las puertas de la empresa para el cual convocaron a las distintas regionales de la UOM y a los trabajadores autoconvocados del sector en la provincia, entre ellos a los obreros de las fábricas de maquinaria agrícola de Armstrong, que están sufriendo períodos de suspensiones y reducción salarial a raíz de la caída de la producción en muchas compañías de la región.

Maldonado señaló que los detalles del acto, entre ellos la hora de inicio, se definirán esta semana. "Queremos llamar la atención porque esto que nos pasa a nosotros es el inicio de lo que nos puede pasar a todos los trabajadores del sector", se sinceró el delegado.

Con la intención de nacionalizar la protesta, los trabajadores _que aún mantienen una toma pacífica de las instalaciones "para resguardar los elementos trabajo", aseguran_ enviaron una carta al secretario general de la UOM, Antonio Caló, para que participe del acto en Rosario y con la intención de que el gremio "convoque a un paro nacional".

Gestiones nacionales. Por su parte, el secretario general de la UOM Rosario, Raúl Recchio, confirmó que Caló se reunirá hoy con el ministro de Trabajo de la Nación, Carlos Tomada y la presidenta Cristina Fernández, para analizar la situación.

Además, las autoridades provinciales confirmaron que el canciller Jorge Taiana hará gestiones en este sentido con el embajador alemán en el país, Günter Kniess, con la intención de destrabar el conflicto.

Mientras tanto, acompañar la convocatoria de estos 460 obreros para el 1º de mayo, quizás pueda ser la mejor forma para que los rosarinos celebren la dignidad del trabajo.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS