Edición Impresa

Subió a la vereda, atropelló y mató a un nene y ahora irá a juicio

El abogado que protagonizó un trágico accidente en la esquina de Callao y Güemes en abril de 2011, cuando subió su auto a la vereda para protegerlo de una tormenta y mató a un nene de 3...

Viernes 01 de Noviembre de 2013

El abogado que protagonizó un trágico accidente en la esquina de Callao y Güemes en abril de 2011, cuando subió su auto a la vereda para protegerlo de una tormenta y mató a un nene de 3 años, finalmente deberá afrontar un juicio por homicidio culposo tras desistir de una probation, que igualmente el juez le había denegado. Ahora comienza la etapa que finalizará con la sentencia.

Pasaron dos años y medio desde aquella trágica tarde del 3 de abril de 2011. Ese día, Leandro Monclus, por ese entonces de 26 años, conducía su Renault Clio 2 por Güemes hacia el oeste mientras se abatía un intensa tormenta.

El profesional paró en el semáforo, y antes de trasponer Callao dio marcha atrás, direccionó el vehículo y lo subió a la vereda de la ochava sudeste con la intención de protegerlo de las inclemencias del tiempo bajo el toldo de un negocio. Pero en ese lugar había un grupo de personas que se guarecía del temporal mientras aguardaba el colectivo.

La temeraria maniobra y el impulso que tomó el rodado no pudo ser controlado por el conductor, que atropelló al pequeño José Francisco Pais, de tres años, quien estaba acompañado por sus padres y dos hermanos. El niño falleció horas más tarde en el Hospital Centenario a raíz de las graves heridas sufridas. Monclus quedó detenido a disposición de la por entonces jueza correccional Nº 5, Marisol Usandizaga, por la probable comisión de delito de homicidio culposo. Pero no lo llegó a indagarlo porque hizo lugar a un dictamen de la fiscal Ana Rabín, quien requirió que se lo investigara por un delito más grave (homicidio simple o dolo eventual) y girara la causa al juzgado de Instrucción Nº 4, a cargo de Juan Carlos Vienna.

Tras analizar la mecánica del hecho, finalmente ese juez se declaró incompetente y devolvió la causa a Correccional Nº 5, ahora a cargo de Carlos Leiva, quien tramita el litigio bajo la figura de homicidio culposo.

No obstante, la defensa de Monclus solicito la suspensión del juicio a prueba (cumplir la pena mediante una probation), pero esa requisitoria fue rechazada por Rabín. De igual modo se pronunció el juez, que tomó como vinculante la fundamentación del fiscal. La resolución fue apelada, pero antes de que la Cámara Penal resolviera el incidente, la misma defensa desistió de instar la probation.

Mientras se instruyó el caso, declararon testigos presenciales que develaron instancias previas al choque, se ordenaron pericias (planimetrías, informes técnicos del auto y autopsia) y una inspección ocular, con la cual se logró determinar _preliminarmente_ la maniobra que realizó Monclus.

Tras esos pasos, ahora comenzó el juicio formal donde la defensa deberá exponer su posición, tras lo cual el juez evaluará los elementos y dictará sentencia definitiva.

El joven imputado, que tiene prohibido conducir, al quedar detenido declaró que "cuando comenzó a llover y a caer granizo" subió a la vereda "para que el auto no se dañara".

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS