Edición Impresa

Sentimiento callejero

El líder de Dancing mood presenta hoy en rosario su primer disco solista, "Street Feeling". Se presenta esta noche, a las 22, en distrito 7, Ovidio Lagos 790.

Sábado 13 de Diciembre de 2014

Hugo Lobo, el creador y trompetista de Dancing Mood, acaba de editar su primer disco como solista, "Street Feeling", un álbum que sintetiza su génesis artística al calor del ska y el reggae, y que incluye invitados de lujo que marcaron su trayectoria y su particular estilo. El CD mezcla temas propios con versiones de "Waiting In Vain", el clásico de Bob Marley, "Galápagos", de Los Fabulosos Cadillacs, y "Walk On By", de Burt Bacharach, entre muchas otras. Este es justamente el material que estará presentando hoy en Rosario, acompañado por la banda local Santo Chango, y con Salaón como grupo invitado.

En "Street Feeling" Hugo Lobo toca casi todo: batería, teclados, trombones, flugelhorns, cornetas y, obviamente, trompetas. "Tenía ganas de hacerlo hace tiempo, quería darme el gusto de tocar la mayoría de los instrumentos yo solo", dijo en charla con Escenario. El disco tuvo su origen en El Club del Lobo, una original iniciativa del trompetista. "Hace un poco más de un año que vengo haciendo esta movida de viajar por el interior del país. A cada lugar que voy toco con músicos locales, no voy con una banda de Capital. Eso es lo que llamamos El Club del Lobo. Hace tres semanas hice una gira por Centroamérica, en donde toqué con músicos de los países que visité. La idea es darle espacio a los músicos que por el solo hecho de no vivir en Capital están un poco más rezagados. Con esa movida también nació este disco, con el concepto de tener un repertorio para esos shows", explicó.

Para su debut como solista, Lobo no se puso como objetivo diferenciarse de Dancing Mood, la big band que creó hace 15 años. Sin embargo, algunas diferencias saltan al oído. "La data que yo tengo en la cabeza es la misma, pero esta vez no se la tuve que bajar a nadie, y eso me agilizó más las cosas", dijo el músico. "Además acá hay algunos temas que no son del estilo de Dancing Mood, temas de Burt Bacharach y Bill Conti que son un poco más souleros. Y también hay bastante más reggae", señaló.

En el disco figuran invitados de primera línea como el trombonista Rico Rodríguez, que toca en la banda de Jools Holland; la cantante británica Pauline Black, líder de The Selecter, y el cantante jamaiquino Winston Francis. "Con ellos tengo un nexo desde hace años, cuando grabé «Non Stop», el disco triple de Dancing Mood. Los llamé y los tres respondieron positivamente, sin ninguna condición", apuntó Lobo. Según el multiinstrumentista, cada uno de los invitados tiene que ver con una etapa diferente de su carrera. "Rico Rodríguez fue una gran influencia para que yo tocara la trompeta, él es un pionero del ska jamaiquino. Pauline Black también me marcó mucho en mi adolescencia, tanto ideológica como musicalmente. Ella es una figura de ese cambio que hubo entre el rock negro y el rock blanco, y ese puntapié lo dio Selecter junto a otras bandas de fines de los 70 en Inglaterra. El título del disco también tiene que ver con mis orígenes: yo soy de la generación que tiene esa cultura esquinera, de curtirse en la calle en el buen sentido de la palabra", se explayó.

En "Street Feeling" participan además músicos como Fernando Albareda y Mario Siperman (Fabulosos Cadillacs) y Maneco Sáez (Mimí Maura), que también están conectados al primer amor de Lobo, y su temprano descubrimiento del mundo del ska, el dub y el reggae. "Escuché esa música por primera vez a los ocho años, de rebote", recuerda el trompetista. "Mi viejo (el baterista Rubén Lobo) tocaba en ese momento con León Gieco, y ellos compartían sala de ensayo y sello con los Cadillacs, que recién estaban empezando. Cuando mi viejo terminaba de ensayar yo me quedaba en la sala escuchando a la banda que venía después, que eran los Cadillacs, aunque yo a esa edad no lo sabía. Y ese estilo me mató, me impactó mucho. Después unos amigos mayores me pasaron discos de los Cadillacs y Madness. Así empecé", relató.

Lobo editó su primer CD solista de forma independiente, siguiendo el camino emprendido por Dancing Mood. "Esto para mí es empezar otra vez, aunque tengo el aval de 15 años de trabajo con la banda. Sé que a la larga ser independiente no tiene ninguna contra. Uno mismo es dueño y jefe de su propia empresa, pero tenés que trabajar más que si te quedás sentado en tu casa esperando que te llame un productor", aseguró. El trompetista ahora está de gira por el interior del país y lo espera un año cargado de actividad. En el verano se presentará en la costa como solista, y en mayo próximo estará en la calle el nuevo disco de Dancing Mood. El grupo girará por la Argentina y México y después tocará en el Luna Park.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario