Edición Impresa

Scocco volvió a salir lesionado

Nacho, que cerró un mal semestre, sólo jugó media hora. Ahora esperará la pretemporada

Domingo 30 de Noviembre de 2014

Fue la gran apuesta de la dirigencia leprosa. Se podría decir que la gran inversión que hizo esta comisión desde que asumió allá por fines de 2008. Se trató de la primera vez que fueron con todo por un jugador y, si se tiene en cuenta el primer resultado de apenas seis meses de balance, no pudo rendir aún los frutos jugosos que supo dar no hace mucho tiempo atrás. Y para corroborar esa impresión que ya se tenía antes de llegar a Avellaneda, Ignacio Scocco sumó una nueva lesión (dolor en el pubis), de la que deberá recuperarse para ver si llega a Lanús y después pensar en la pretemporada que tanto necesita.

   Apenas media hora estuvo en cancha. Y antes de que se lo viera caminar lento, volviendo desde el sector defensivo por la derecha para atravesar toda la cancha e irse a sentar al banco, tuvo escasa y nula participación en el juego. Se dejó anticipar, no pivoteó ni buscó los espacios cual es su costumbre, ni aportó al juego ofensivo, aunque en ese lapso lo mismo puede decirse de Maxi Rodríguez y Tevez.

   Volvió a Ñuls sin trabajo previo, de entrada se lesionó y se resintió luego, curiosamente también en Avellaneda pero ante Racing, fue expulsado infantilmente en el clásico y anoche terminó seguramente su torneo. A principios de febrero del año pasado, en la misma cancha, Scocco la rompió como en toda la temporada y fue artífice sin dudas del título del Final 2013.

   Por eso se entendió que lo fueran a buscar e invirtieran, pese a su bajo aporte en el año que no estuvo en Newell’s. Pero en este semestre siguió esa tendencia y aún no pudo volver a ser el que fue. Como él mismo dijo después de Arsenal, precisa el descanso y la pretemporada. Ayer volvió a notarse porqué.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario