Edición Impresa

Russo: “La verdad que no me gustan los rótulos, los clásicos los ganan los jugadores”

Miguel Angel Russo ya es parte de la historia de los clásicos rosarinos. Es genio y figura. Su invicto en estas lides conformó un aura de reconocimiento dentro del universo canalla.

Sábado 05 de Abril de 2014

Miguel Angel Russo ya es parte de la historia de los clásicos rosarinos. Es genio y figura. Su invicto en estas lides conformó un aura de reconocimiento dentro del universo canalla. El entrenador ya dio muestras de sus capacidades para afrontar este tipo de desafíos, pero prefiere correr los focos de atracción. “La verdad es que no me gustan los rótulos. Los que ganan los clásicos son los jugadores. Ellos son lo más importante. Yo prefiero salir de la escena, que es lo que corresponde”, señaló el conductor auriazul en un mano a mano con Ovación en Arroyo Seco.

   —En el clásico anterior se notó la mano del entrenador y te impusiste claramente en la batalla táctica...

   —Yo no lo miro así. Tuvimos la suerte de que pudimos hacer las cosas bien. Y ahora esperamos también lo mismo. Pero cada partido es diferente al otro, y hay cosas que no se repiten. Tenemos que encontrar la forma de hacerle doler al rival y contrarrestarlo en la parte defensiva.

   —¿Te sentís un técnico a la medida de estos clásicos?

   —Para mí, un clásico siempre es una experiencia nueva. Lo tomo así. No me fijo en lo anterior.

   —Pero esta ciudad es muy particular, y tu figura se agigantó en Central entre otras cosas por tus buenas performances en los clásicos...

   —Son situaciones que se dan. Nada más. Prefiero salir de todo eso para vivir cada clásico de una nueva manera. Necesito salir de eso. Todo es importante, pero no puedo quedarme sólo con eso.
  —Al momento de pensar el partido, ¿los clásicos obligan a alguna mirada diferente?

   —Hay que saber jugar estos partidos.

   —¿Cómo tiene que jugar Central este partido?

   —Sin errores, sin distracciones. Buscando lastimar al rival por donde más le duele. Aunque imaginar un partido de estos de antemano, no es tan simple. Los clásicos tienen muchas situaciones cambiantes, y más ahora.

   —¿Central ganó el otro clásico porque lo pensó mejor antes?

   —En esto, no hay misterios. Los jugadores son lo más importante. En el clásico anterior hubo rendimientos superlativos. Y eso es mérito de ellos.

   —¿Qué les vas a pedir a los jugadores?

   —Tuvimos una autocrítica profunda después de Boca. Este plantel siempre quiere mejorar. Debemos encarar este partido convencidos, sabiendo cuál es la idiosincrasia de Central y de su gente.

   —¿Cómo te imaginás el domingo a la noche?

   —(Risas) Sólo imagino 90 minutos apasionantes, emocionantes, que serán lindos de vivir. Hay que recordar que en la cancha siempre somos once contra once.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS