Edición Impresa

Robben le dio la corona a Bayern Munich

El equipo de Jupp Heynckes había ganado su última Liga de Campeones en 2001 al derrotar en Milan (por penales) a Valencia y tras haber conseguido las tres primeras en 1974, 1975 y 1976.

Domingo 26 de Mayo de 2013

Bayern Munich logró su quinto título de Liga de Campeones al derrotar a Borussia Dortmund 2 a 1, ayer en el estadio londinense de Wembley y haciendo valer su condición de favorito en una final ciento por ciento alemana. El gol del holandés Robben, a dos minutos del final, desató la locura del conjunto rojo, que había perdido las finales de 2010 y 2012.

   El croata Mandzukic había puesto en ventaja a Bayern a los 60’, pero 8’ después Borussia logró el empate gracias a un gol de penal del turco Gundogan, tras una falta del defensor brasileño Dante, el único jugador latinoamericano presente en la final.

   Bayern Munich, que puede lograr esta temporada un triplete histórico si se impone en la final de la Copa de Alemania a Stuttgart, marcó el tanto de la victoria después de que Robben recibiera un pase de tacó del francés Frank Ribery y engañara en su salida al arquero Weidenfeller.

   El equipo de Jupp Heynckes había ganado su última Liga de Campeones en 2001 al derrotar en Milan (por penales) a Valencia y tras haber conseguido las tres primeras en 1974, 1975 y 1976.

   De esta forma, Bayern se tomó la revancha de la final perdida en 2012 en su propio estadio Allianz Arena, cuando cayó por penales ante Chelsea y rindió homenaje al técnico Heynckes, quien dejará su lugar en el banco la próxima temporada al español Pep Guardiola.

   Heynckes, que había ganado la Liga de Campeones con Real Madrid en 1998, se convirtió en el cuarto técnico que consigue el máximo título europeo de clubes con dos instituciones diferentes.

   Borussia tomó la iniciativa en los primeros minutos frente al favorito Bayern, con Gundogan y Sven Bender como dueños del mediocampo. Mientras Lewandowski, quien marcó cuatro goles en el partido de semifinales ante Real Madrid, no tuvo el día soñado.

   En el complemento Robben pisó el área y metió un centro para que Mandzukic abriera el tanteador. Pero enseguida Dortmund igualó de penal a través de Gundogan.

   Pero Robben se tomaría la revancha a dos del final y pegó el grito en el cielo para darle toda la gloria a Bayern Munich y convertirse en el gran héroe en Londres.

 

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS