Edición Impresa

Polémica por la concesión a privados de las cocheras del Cemar

La Asociación Cooperadora de Odontología Hospitalaria y Municipal, que desde octubre de 2006 explotaba las cocheras del Centro de Especialidades Médicas Ambulatorias de Rosario (Cemar), intentará continuar llevando adelante su labor en el edificio de San Luis 2020 pese a la decisión de la Municipalidad de concesionar el espacio a un privado.

Viernes 02 de Enero de 2009

La Asociación Cooperadora de Odontología Hospitalaria y Municipal, que desde octubre de 2006 explotaba las cocheras del Centro de Especialidades Médicas Ambulatorias de Rosario (Cemar), intentará continuar llevando adelante su labor en el edificio de San Luis 2020 pese a la decisión de la Municipalidad de concesionar el espacio a un privado. Con los fondos recaudados, la entidad colabora con la compra de mobiliario, insumos y equipamiento para los centros de salud municipal.

Las autoridades de la asociación ya presentaron ante el Concejo Municipal un pedido de intervención por tratarse de una entidad de bien público. Inclusive, estudiaban presentarse a la licitación "como cualquier otro privado", indicó su presidente, José Migueles.

La entidad, que funciona desde 1978, se hizo cargo de las 85 cocheras hace más de dos años. Actualmente, por la mañana, cobra cuatro pesos la estadía al personal del Cemar y, por la tarde, el estacionamiento se habilita al público con una tarifa de cuatro pesos la hora. Mensualmente recauda entre 4 mil y 5 mil pesos que utiliza para la compra de equipamiento, tanto para la Dirección de Odontología de la Municipalidad como del propio Cemar.

"Desde este lugar se colaboró en la compra de cámaras de seguridad para la nueva Maternidad Martin y desde insumos hasta equipamiento para dispensarios y diferentes consultorios odontológicos del municipio. También, en su momento se compró mobiliarios para el Cemar", explicó Migueles, quien aseguró que el único gasto que tiene la entidad "es el pago de salarios de sus seis empleados".

Convocatoria. Lo cierto es que ahora la Municipalidad decidió hacer un llamado a licitación para que las cocheras pasen a manos de un concesionario privado por los próximos tres años.

"No entendemos por qué se da esta situación, pero queremos continuar con nuestra labor porque no tenemos otra forma de sostenernos", subrayó el presidente de la entidad.

Para eso, ya realizaron una presentación en el Concejo Municipal. "Pedimos que intervenga por tratarse de una entidad de bien público que admite que sigamos allí", señaló Migueles, quien aclaró que "en caso de que esa vía se cierre, la asociación se presentaría a la licitación para poder continuar con la labor que realiza hace más de 30 años".

 

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario