Edición Impresa

Pellegrini bajó un 30 por ciento las ventas en sus bares y restaurantes

El corredor gastronómico está atravesando "la peor temporada en años", según sus referentes. Preocupa la caída de la rentabilidad.

Viernes 23 de Mayo de 2014

El corredor gastronómico de avenida Pellegrini está atravesando "la peor temporada en años, con mala rentabilidad", indicó el presidente de ese paseo, Leandro Santero. Para el sector, "la incertidumbre es aún mayor ya que no hay señales claras a futuro y es uno de los primeros rubros donde la gente recorta sus gastos". La caída en los cubiertos fue estimada entre un 20 y un 30 por ciento. Frente a ello, se multiplicaron los menúes promocionales para mantener a los clientes.

Paseo Pellegrini renovó sus autoridades el mes pasado y aprovechó la oportunidad para analizar el impacto de la inflación. Santero, el flamante presidente de la entidad que agrupa a 23 restaurantes y pizzerías de la avenida, abordó con mucha preocupación el incremento constante de precios del último cuatrimestre.

"Fue la peor temporada estival en años", ya que "de ninguna manera es factible trasladar los nuevos costos en su totalidad a los precios de venta, lo que determina un achicamiento en la de por sí mala rentabilidad. La incertidumbre es aún mayor sin señales claras a futuro y en un rubro donde la gente recorta gastos", consideró el responsable del paseo.

A la hora de los números que grafican la crisis en el sector, Santero enumeró: un 20 por ciento en la caída de la recaudación que se registra desde marzo, el incremento en los precios de los insumos que facturan los proveedores, la reducción del 25 por ciento histórico de las utilidades (que se daba hace 8 años) al 8 por ciento y al efecto negativo de los fines de semana largos.

"Llegan con suerte 10 mil turistas, pero se van 40 mil rosarinos, muchos de ellos con el poder adquisitivo para sentarse a comer en nuestros locales. Tuvimos la peor Pascua de los últimos años y además el efecto negativo de la prensa nacional por el tema del narcotráfico", aseguró Santero.

 

Mesas desocupadas. El secretario de la entidad, Alejandro Pastore, trazó un panorama de los cambios en el corredor gastronómico. "El horario estratégico para la rentabilidad, que es la noche, se achicó. En el rubro pizzería y sandwichería había 3 recambios o turnos y ahora hay uno y medio. Además, se corrió para más tarde la llegada de la gente. Y para colmo, el alza de precios de algunos proveedores hace que no nos quede otra que trasladarla al precio", advirtió el comerciante para estimar que el descenso interanual en la cantidad de cubiertos "ronda el 30 por ciento".

El vicepresidente del Paseo, David Feiguin, puso el énfasis en la pérdida de las utilidades. "Hoy la caída no es tanto como en abril. Hay una leve mejoría, pero la rentabilidad de los negocios es cada vez peor. Está por el piso y con alquileres siderales. De todos modos, nada es tan terrible como no vender. Esto significa que cayó un poco la rotación, hemos bajado los precios con promociones y estrategias comerciales en todo el paseo", analizó el empresario.

Valoración. Entre los puntos a favor, los gastronómicos de Pellegrini valoraron el trabajo en conjunto con la Municipalidad a raíz de la instalación de cámaras de videovigilancia, nuevas luminarias sobre las veredas y el doble estacionamiento por Montevideo y Cochabamba en horario nocturno.

También destacaron la poda y escamonda, postergada durante años, así como la construcción de rampas de acceso para personas con movilidad reducida y los bicicleteros en las veredas.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario