Edición Impresa

Peligro de contaminación de aguas por el vertido de desechos en Maciel

Vecinos y autoridades temen que se afecten las napas de las que se extrae agua que es consumida por unos ocho mil habitantes. Arrojaron unos 20 mil litros de un líquido proveniente de fluidos industriales en una cava cerca de la localidad.

Domingo 31 de Agosto de 2014

El vertido de unos 20 mil litros de un líquido rojizo y feo olor proveniente de desechos industriales en una cava realizada muy cerca del ejido urbano y de la planta potabilizadora de agua de Maciel, puso en alerta a los vecinos y autoridades de esa localidad, ubicada a 55 kilómetros al norte de Rosario por la ruta 11. La posibilidad de que se produzca algún tipo de contaminación de las napas de las que se extrae el agua que es consumida por los casi ocho mil habitantes del pueblo motivó ya la intervención de Medio Ambiente de la provincia para analizar una muestra de esos desechos.

Mientras, lo que llama la atención de los vecinos es la facilidad con que una pala mecánica trabajó en el lugar (un campo alquilado para instalar una chanchería) para construir esa cava sin que mediara autorización o intervención de las autoridades comunales que, según trascendió, estaban al tanto de la actividad y una vez consumado el vertido realizaron una denuncia "por buzón" a la provincia.

Con más celeridad actuaron los encargados de la Cooperativa de Agua Potable de Maciel, quienes rápidamente se comunicaron con las autoridades de Medio Ambiente y lograron que se hicieran presentes para tomar muestras del misterioso líquido. La primera reacción de la comuna fue rechazada por todos, ya que intentaron tapar con tierra la cava donde estaban los desechos.

Si se comprobara que el contenido es tóxico o tiene cierta peligrosidad contaminante, calculan que se deberán desembolsar alrededor de un millón de pesos para extraerlo y enviarlo a un lugar adecuado para su procesamiento.

Sería una cerealera.La sospecha es que se trató de un cargamento que proviene de una empresa cerealera ubicada en Aldao y que tenía como destino la provincia de Mendoza, donde debía ser llevado para su tratamiento químico autorizado.

Por alguna razón, los encargados del traslado decidieron depositar los desechos más cerca, en la misma provincia de Santa Fe y a muy pocos kilómetros de donde salieron. Se desconoce si el vertido se realizó también en otras localidades de la zona.

Lo que temen en Maciel es que la irregularidad además de la contaminación ambiental provoque daños en las napas que en la zona están demasiado altas y de las que se extrae el agua que después es potabilizada y distribuida a todos los domicilios de la localidad.

Preocupa la salud.La cooperativa de Agua Potable de Maciel expresó su preocupación ante el hecho que "puede afectar gravemente la salud de los vecinos".

Además confirmó que el último martes "pudo constatar una cava ubicada a unos 400 metros al oeste del ejido urbano donde se arrojaron líquidos y desechos provenientes de una empresa privada".

Ocultar la maniobra. "El peligro de contaminación que acarrea el vertido de los desechos producidos por esta industria se ve agravado por la ubicación de las napas de aguas que está en un nivel elevado", se indicó. Y se precisó: "Los desechos debían ser trasladados a la provincia de Mendoza, donde recibirían tratamiento para su disposición final". Además refiere que "se comprobó que una máquina retroexcavadora estuvo removiendo la tierra donde se arrojaron los residuos con la aparente intención de ocultar la maniobra".

Todos estos hechos fueron denunciados ante funcionarios policiales, el secretario de Aguas de la provincia, Fernando Mussi, el secretario de Medio Ambiente, César Mackler, y al Ministerio de Aguas, Servicios Públicos y Medio Ambiente de Santa Fe.

La Cooperativa de Agua Potable también agradeció el "rápido accionar de las autoridades provinciales que enviaron de forma urgente personal capacitado para tomar las muestras, evaluar la toxicidad de los residuos y disponer de las medidas".

En última instancia reclamó que la "comuna, que es el poder concedente del servicio de agua potable, se comprometa con la investigación con el fin de proteger la salud de la comunidad de Maciel ya que, hasta el momento, su accionar fue casi nulo a pesar de conocer lo ocurrido".

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario