Edición Impresa

Pastera: marcha y caravana de asambleístas entrerrianos

Se trata de una nueva medida de protesta contra la decisión del gobierno de Uruguay de permitir el aumento de la producción de la pastera finlandesa UPM (ex Botnia), que reabrió el conflicto bilateral.

Domingo 03 de Noviembre de 2013

Integrantes de la Asamblea Ciudadana Ambiental de Gualeguaychú realizarán hoy una nueva movilización al puente internacional San Martín y una caravana náutica por las aguas del Río Uruguay, para protestar contra la pastera UPM (ex Botnia).

   En lo que respecta a la manifestación terrestre, está previsto que los asambleístas vuelvan a las 15 al Paraje Arroyo Verde, sobre la ruta nacional 136, para reiterar el descontento no sólo con las autoridades orientales, sino “contra el silencio muy grande por parte de los funcionarios argentinos”, precisó el asambleísta José Pouler.

   En el marco de la caravana náutica, las embarcaciones saldrán del puerto de Gualeguaychú y recorrerán unos 30 kilómetros hasta la pastera ubicada en la localidad uruguaya de Fray Bentos. “Vamos a realizar unas dos o tres pasadas frente a la fábrica, con carteles contra la contaminación”, detalló el asambleísta Raúl Almeida.

   Se trata de una nueva medida de protesta contra la decisión del gobierno de Uruguay de permitir el aumento de la producción de la pastera finlandesa UPM (ex Botnia), que reabrió el conflicto bilateral.

   Hace dos semanas, los asambleístas entrerrianos se declararon en estado de “en alerta permanente” y aguardan un pronunciamiento oficial de los gobiernos de Argentina y Uruguay sobre el nivel de contaminación del río compartido.

   A mediados de octubre, el intendente de Gualeguaychú, Juan José Bahillo, había solicitado una reunión con la directora general de la Consejería Legal de Cancillería, Susana Ruiz Cerutti, para que los manifestantes pudieran dialogar con ella. Sin embargo, ese encuentro entre la funcionaria del Ministerio de Relaciones Exteriores y Culto y los asambleístas “quedó en la nada”, lamentó Pouler.

   Por otra parte, la Asamblea evaluará el próximo miércoles si en las próximas semanas comienza a implementar una medida para frenar a los camiones que transporten materiales para la pastera finlandesa que fue autorizada de manera unilateral por el gobierno de José Mujica a aumentar su producción de pasta de celulosa.

   En su momento, el gobierno uruguayo fue contundente: afirmó que la pastera “no contamina”. De ese modo, el país vecino no aceptó el ultimátum dado del gobierno de Cristina Kirchner para retrotraer la autorización a UMP de aumentar su producción de pasta celulosa. La intimación argentina fue el paso previo a su amenaza de abrir un nuevo proceso en la Corte Internacional de Justicia.

   En una carta se manifestó la voluntad del gobierno uruguayo a seguir negociando. Pero también rechazó los argumentos de su par argentino.

   Y afirmó en ese marco que el permiso a la pastera UPM no sólo está en sintonía con lo establecido en la sentencia de la Corte de 2010. Ese año tuvo lugar el fallo de La Haya al conflicto pastero en el juicio iniciado por a Argentina en 2006. La nota oriental acusó al gobierno argentino de “obstaculizar” las negociaciones de los últimos años sobre el pedido para UPM.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS