Edición Impresa

Para el Indec, la inflación durante 2011 no alcanzó los dos dígitos

El organismo oficial la ubicó en el 9,5 por ciento, menos de la mitad que la calculada por el sector privado. Los alimentos subieron 7,5 por ciento en todo el año. Lo que más aumentó fue la indumentaria.

Sábado 14 de Enero de 2012

La inflación oficial de 2011 fue de 9,5 por ciento, menos de la mitad que la calculada por el sector privado (22,8 por ciento) y la relevada por las provincias (que en los próximos días darán a conocer las cifras de diciembre), según se desprende de datos difundidos ayer por el Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec).

La cifra de la inflación oficial a lo largo de 2011 no alcanzó los dos dígitos debido a que, según el relevamiento estatal, en diciembre los precios sólo registraron una suba del 0,8 por ciento.

El Indec señaló que los bienes, que representan un 62 por ciento de la canasta, tuvieron una variación de 0,9 por ciento mientras que los servicios, que representan el restante 38 por ciento tuvieron una variación de 0,8 por ciento con respecto a noviembre.

En tanto, el índice de precios mayoristas aumentó 12,7 por ciento durante el 2011, tras haber registrado un alza del 0,9 por ciento en diciembre, mientras que el costo de la construcción mostró alzas del 17,3 por ciento y 1,2 por ciento, respectivamente.

La suba del 9,5 por ciento de la inflación minorista durante el año pasado mostró comportamientos muy disímiles según los rubros.

En efecto, mientras que el rubro alimentos y bebidas, uno de los de mayor importancia dentro del índice de precios al consumidor (IPC), mostró una suba de sólo el 7,5 por ciento, indumentaria registró una suba del 21,2 por ciento.

Algo parecido ocurrió con vivienda y servicios básicos -donde el valor de los alquileres tiene un peso preponderante-, que mostró un alza del 6,3 por ciento, mientras que equipamiento para el hogar cerró con una suba del 11,5 por ciento.

En el sector servicios se anotó una suba anual del 13,3 por ciento en la atención médica, que reúne tanto la atención clínica como los precios de los medicamentos, mientras que transporte y comunicaciones, donde permanece sin variantes el precio de los colectivos y de la telefonía fija, subió 7,71 por ciento por las alzas en las tarifas de los taxis, y de la telefonía celular, señala el relevamiento oficial.

Educación mostró una suba del 16 por ciento, debido a la suba de las cuotas en los establecimientos privados, y de los útiles escolares, mientras que esparcimiento cerró con un alza del 12,1 por ciento.

Diciembre no desentonó. El resultado final de 2011 se completó con una inflación de 0,8 por ciento en el mes de diciembre, que en este caso estuvo liderada por una suba de 0,8 por ciento en alimentos y 1 por ciento en indumentaria.

Para el Indec las mayores subas en diciembre se produjeron en verduras (3,3 por ciento), frutas (2,3 por ciento) y bebidas (1,7 por ciento).

También se dieron subas importantes en atención médica y esparcimiento, rubros con alzas de 1,8 por ciento, pero con menos incidencia en la elaboración del índice final.

Analistas privados consutados estimaron que los precios minoristas subieron un 1,9 por ciento en promedio en el último mes del año y más de un 20 por ciento en el acumulado en el año 2011.

La línea de pobreza. Con estas cifras, el Indec informó ayer también que la canasta básica alimentaria (CBA), la cantidad de alimentos mínimos e imprescindibles que requiere una persona para subsistir, mostró un alza del 9,65 por ciento durante 2011, por lo que una pareja, con dos hijos de seis y ocho años, necesitaron de 634,40 pesos y no caer por debajo de la línea de indigencia.

Ese mismo grupo familiar requirió de 1.404,37 pesos para cubrir la canasta básica total (CBT), que además de los alimentos, reúne algo de indumentaria y transporte, y que ubica a ese núcleo por sobre la línea de la pobreza.

En este caso, el aumento del costo fue de 12,21 por ciento en todo el año.

Al por mayor. En tanto, los precios mayoristas aumentaron 12,7 por ciento en el año, impulsado por un alza del 12,9 por ciento en los productos primarios, del 12,4 por ciento en los manufacturados, del 8,7 por ciento en los importados, y un alza del 39 por ciento en la energía eléctrica.

Entre los productos primarios se anotaron alzas del 24,1 por ciento en petróleo crudo y gas, seguido por un alza del 21,8 por ciento en los minerales ligados a la construcción.

La suba del petróleo crudo y el gas se transfirió luego con un alza del 20 por ciento en sus destilados, al tiempo que las máquinas y equipos subieron 18,5 por ciento, y productos metálicos básicos el 16,4 por ciento.

Ladrillos. En cuanto al costo de la construcción, el alza general del 17,3 por ciento estuvo alentada por una suba del 27,5 por ciento en los denominados "gastos generales", seguido por un alza del 20,2 por ciento en mano de obra, y 11,9 por ciento en materiales.

Solo la instalación eléctrica presentó una suba del 31,5 por ciento mientras que el movimiento de tierra, en particular de las grandes obras y edificios, tuvo un alza del 36 por ciento, quedando la albañilería con un alza del 17 por ciento.

De esta manera, el costo por metro cuadrado de una vivienda unifamiliar llegó a diciembre a 2.252 pesos, un 20,7 por ciento más que en diciembre del 2010.

Repudio. La distorsión entre las cifras oficiales del Indec y los relevamientos privados y provinciales se mantiene en el centro de la discusión la metodología utilizada por el Indec, que ayer la mediodía fue repudiada por trabajadores afiliados a Asociación de Trabajadores del Estado (ATE), quienes estuvieron apoyados por el diputado radical y ex candidato a presidente, Ricardo Alfonsín.

La lupa del FMI

La actualización en los métodos de cálculo de la inflación del Indec será tema de debate en la próxima reunión de directorio del FMI, al que la Argentina le había pedido asesoramiento técnico para elaborar un nuevo índice. No obstante, el organismo ya adelantó que no habrá sanciones para el país por la demora en la instrumentación del nuevo indicador.

$ 47 por día

Con las cifras oficiales, en diciembre una familia tipo pudo comer, vestirse y movilizarse con 46,8 pesos por día.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario