Edición Impresa

No autorizarán a las compañías telefónicas a aumentar las tarifas

Polémica con empresas del sector. Las operadoras dejaron trascender que subirían los precios. La Secretaría de Comunicaciones dijo que "sería vergonzante".  

Miércoles 07 de Agosto de 2013

El gobierno nacional advirtió a las compañías telefónicas que no están autorizadas para aumentar las tarifas de celulares, luego de que trascendiera la voluntad de la mayoría de ellas de subir los precios de entre 7 por ciento y 12 por ciento.

La versión del aumento fue publicada en medios de comunicación porteños. Se citó en ellos a fuentes de Personal, Movistar y Nextel. Según esa información, en promedio la suba sería del 9,8 por ciento en el caso de Personal, y se aplicaría al 65 por ciento de sus clientes con abono fijo o factura. En Movistar el aumento llegaría entre septiembre y octubre y rondaría el 7 por ciento para los clientes con factura. En Nextel el ajuste será del 7 por ciento para casi todos sus planes. Claro, de acuerdo a ese trascendido, no aumentaría sus precios.

A fines de enero pasado, el gobierno logró que las empresas anularan aumentos que se habían anunciado para febrero y marzo. Pero quedaron vigentes otros del 9 al 16 por ciento, puestos en vigencia entre diciembre y enero.

Desde entonces, no había habido más anuncios de incrementos, aunque algunas compañías parecen haber intentado compensar la pérdida de rentabilidad reduciendo algunos beneficios y promociones y también los subsidios a la compra de equipos nuevos, que se vienen encareciendo.

Rechazo. La Secretaría de Comunicaciones de la Nación salió ayer al cruce de la intención de pasar a los hechos y rechazó que esté evaluando autorizar un aumento para las tarifas en las llamadas de celulares, los mensajes de texto y el uso de internet móvil.

Dijo que junto a la secretaría de Comercio llevará adelante "todas las acciones que sean necesarias" para evitar que las empresas aumenten sus valores.

Justificó la secretaría que impedirá el aumento porque las empresas tienen una destacable rentabilidad y sin embargo brindan un servicio de "mala calidad", por lo que un ajuste sería "vergonzante".

En ese sentido, el organismo recordó que fue el secretario de Comunicaciones, Norberto Carlos Berner, quien había anticipado hace un mes la decisión oficial de no permitir un ajuste hasta que las empresas no mejoren los servicios.

Reglamento. Fue al presentar el nuevo reglamento de calidad de servicios de telecomunicaciones telecomunicaciones el 1º de julio último. Así lo recordó la Secretaría en un comunicado al salir al cruce de versiones periodísticas.

Ya el 6 de junio, el gobierno anticipó que podría disponer en breve la suspensión de la venta de líneas de telefonía móvil en caso de que las empresas no pusieran en marcha en forma urgente un plan para mejorar la calidad del servicio.

Advertencia. Así lo dispuso la administración kirchnerista a partir de la publicación en el Boletín Oficial de la Nación del decreto 681/2013. La nueva norma ordena la modificación del reglamento de licencias para servicios de telecomunicaciones.

El gobierno nacional aseguró en ese momento que resultaba imprescindible otorgar a la Secretaría de Comunicaciones la facultad de disponer, a fin de evitar un deterioro grave en la calidad de los servicios de telecomunicaciones, las medidas preventivas que resulten idóneas.

La administración nacional señaló que una de las decisiones podrá ser la suspensión de la comercialización y activación de nuevas líneas y servicios por parte de las empresas, con el objetivo de garantizar al usuario "el efectivo cumplimiento de los estándares de calidad de los servicios de telecomunicaciones".

"La rentabilidad de las empresas de telefonía celular, así como la mala calidad de los servicios brindados, vuelve vergonzante el aumento trascendido", asegura la cartera a cargo de Julio de Vido en el comunicado difundido durante la tarde de ayer.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS