Edición Impresa

Mathov se negó a declarar por las muertes del 2001

El ex subsecretario de Seguridad de la Alianza adujo afonía, durante el juicio por la cruenta represión en el llamado Diciembre Trágico

Sábado 29 de Marzo de 2014

El ex subsecretario de Seguridad del gobierno de Fernando de la Rúa, Enrique Mathov, y el entonces jefe de la Polícia Federal, Rubén Santos, se excusaron ayer de declarar ante el Tribunal Oral Federal Nº6 en el juicio por cinco asesinatos y cientos de heridos durante la cruenta represión del 19 y 20 de diciembre del 2001, que provocó la renuncia del presidente.

Los dos principales acusados —forman parte de un total de 17— debían abrir la lista de indagatorias, pero mientras Mathov adujo una severa afonía para postergar su declaración, Santos dijo que lo haría más adelante.

El presidente del tribunal, José Martínez Sobrino, ordenó leer la declaración espontánea del ex jefe policial en la fase de la instrucción, a comienzos del años 2002, cuando aseguró que "solo ordené prevenir" y "jamás impartí ninguna orden en contra de las leyes vigentes".

Desde el inicio de la causa Santos negó su responsabilidad en las muertes y heridos registrados en los dos días de vigencia del estado de sitio decretado por De la Rúa en un vano intento de contener la ola de protestas desencadenas tras el bloqueo de los depósitos bancarios, conocido como corralito, y la critica situación social.

En aquella indagatoria, el jefe de la Federal calificó a los participantes de las protestas como "revoltosos" y aseguró que además de los manifestantes hubo 89 policías heridos en múltiples manifestaciones en diversos puntos de la Capital Federal.

El juicio se reanudó ayer luego de que el tribunal, con una conformación especial, rechazara la recusación que uno de los jueces del TOF6, Rodrigo Giménez Uriburu, había presentado la semana pasada contra su colega Javier Anzoátegui, a la que se habían sumado las defensas de los acusados.

La disputa entre magistrados se originó luego de que Anzoategui discrepara con los otros dos miembros del TOF6 y coincidiera públicamente con la defensora de uno de los policías acusados para que se lo impute de encubrimiento en vez de homicidio, con lo cual la pena sería considerablemente menor.

Los magistrados especialmente designados para zanjar el conflicto —Guillermo Costabel, María Roqueta y Adriana Pallioti— consideraron insuficientes los argumentos expuestos por las defensas y ordenaron que el tribunal federal prosiguiera el juicio con su integración original.

El juicio continuará el próximo viernes con las indagatorias del resto de los acusados.

El tribunal juzga los crímenes de Diego Lamagna, Marcelo Riva, Carlos Almirón, Alberto Márquez y Gustavo Benedetto, las tentativas de homicidio de Martín Galli y Paula Simonetti y las heridas que recibieron otras 117 personas mientras protestaban en las avenidas de Mayo y 9 de Julio.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS