Edición Impresa

Marchan a Carrilobo por el esclarecimiento de un asesinato

Un grupo de manifestantes que se trasladarán en autos particulares y hasta en un ómnibus solventado por la Municipalidad de Cañada de Gómez partirán hoy, a las 12.30, hacia la localidad cordobesa de Carrilobo para reclamar, en una marcha que se realizará en torno a la plaza de esa población, por el esclarecimiento de la muerte de Franco Tosi. Se trata del trabajador rural cañadense cuyo cuerpo apareció el pasado 27 de abril en el osario del cementerio, presentando golpes efectuados con un palo que fue hallado en el lugar.

Domingo 30 de Junio de 2013

Un grupo de manifestantes que se trasladarán en autos particulares y hasta en un ómnibus solventado por la Municipalidad de Cañada de Gómez partirán hoy, a las 12.30, hacia la localidad cordobesa de Carrilobo para reclamar, en una marcha que se realizará en torno a la plaza de esa población, por el esclarecimiento de la muerte de Franco Tosi. Se trata del trabajador rural cañadense cuyo cuerpo apareció el pasado 27 de abril en el osario del cementerio, presentando golpes efectuados con un palo que fue hallado en el lugar.

Los manifestantes se concentrarán a mediodía en la esquina de Marconi y Ocampo de Cañada de Gómez, y al llegar a la localidad cordobesa contarán con el apoyo y la presencia de militantes de Federacion Agraria Argentina.

Los familiares de Tosi analizaban ayer la posible presentación de un petitorio ante las autoridades comunales y policiales de Carrilobo, en un marcha que el padre de la víctima, Ricardo Tosi, consideró como "absolutamente respetuosa y pacífica".

En tanto, la causa judicial por el crimen de Franco no avanza. Hasta el momento no hay procesados ni imputados. Ni siquiera hay sospechosos. Como se recordará, la victima era un maquinista rural de 32 años y sus familiares en su momento calificaron al hecho como "muy extraño" y "con muchas aristas que aún hay que investigar".

Tosi había viajado junto a su patrón desde Pozo del Molle —donde pernoctaban desde hacía casi un mes— a Carrilobo para participar de una fiesta en el club Alianza. A las cinco de la mañana del día de su muerte su jefe le propuso regresar, pero él prefirió quedarse un rato más.

Horas después, a las 15, el cuidador del cementerio halló el cuerpo del maquinista en el interior de un osario, cuya puerta fue abierta adrede para ingresar.

De acuerdo al primer informe policial, el crimen habría ocurrido a las 6.30 de la mañana en el mismo lugar donde fue hallado el cuerpo de la víctima. Uno de los violentos golpes le fue propinado en la frente, con un hundimiento de unos diez centímetros, y el otro fue dado en la parte izquierda de la cara.

¿Te gustó la nota?

Dejá tu comentario