Edición Impresa

Maduro y la oposición siguen disputándose la calle con manifestaciones

Varios miles de empleados públicos y seguidores del gobierno venezolano salieron a marchar por el centro de la capital para respaldar al presidente Nicolás Maduro

Domingo 16 de Febrero de 2014

Varios miles de empleados públicos y seguidores del gobierno venezolano salieron a marchar por el centro de la capital para respaldar al presidente Nicolás Maduro y condenar los violentos incidentes ocurridos esta semana en Caracas y otras ciudades del interior del país, que dejaron tres muertos. La oposición por su lado también volvió a las calles. No se registraron incidentes.

   Ante la marcha oficialista el presidente Nicolás Maduro dio otro discurso transmitido por cadena nacional. Maduro, pese a las invocaciones a la “paz” a sus espaldas y entre el público, atacó a los opositores nuevamente. Los acusó de utilizar “a un grupo de muchachos que han adoctrinado en el odio”, en referencia a los estudiantes. Agregó: “El fascismo se combate con la ley y con la justicia y con castigos severos”. También dijo que ordenó la suspensión del tren metropolitano que atraviesa el este de Caracas porque fue atacados por manifestantes. Pero esa es justamente la zona de Caracas donde se hacen las mayores movilizaciones de la oposición, de modo que la medida parece hecha para boicotearlas.

   En tanto, más temprano miles de ciudadanos opositores se volvieron a reunir en Caracas. Los estudiantes luego marcharon hasta una sede judicial, donde hicieron un homenaje a los dos compañeros muertos el miércoles. “No vamos a doblegarnos, no nos vamos a poner de rodillas, vamos a seguir en la calle, en lucha de los venezolanos y el liderizada por la juventud que quiere un país de democracia, de medios libres que no los censuren ni se autocensuren, de justicia y equidad”, dijo el presidente de la Federación de Centros Universitarios de la Universidad Central de Venezuela, Juan Requesens.

   La protestas del miércoles, las mayores desde que Maduro ganó la presidencia en abril de 2013, no recibieron cobertura periodística de las televisoras venezolanas y varios medios de comunicación internacionales no pudieron cubrirlas porque la policía maltrató a sus periodistas y le decomisó sus equipos. Amnistía Internacional y otros grupos de derechos humanos denunciaron estos y otros abusos.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario