Edición Impresa

Liberaron al compañero del joven que fue linchado tras un arrebato

Tiene 22 años y conducía la moto en la que el 22 de marzo viajaba David Moreira, asesinado a golpes por vecinos por robar una cartera.

Viernes 02 de Mayo de 2014

Isaías D., el joven de 19 años que participó del robo que derivó en el linchamiento fatal de su compinche David Moreira, fue excarcelado el miércoles tras una audiencia realizada en Tribunales. Así lo decidió la jueza Raquel Cosgaya al cumplirse la prisión preventiva de 30 días que le había impuesto el 4 de abril pasado. Sin embargo, el muchacho seguirá vinculado con el caso y podría volver a prisión si se encuentran nuevas pruebas que lo involucren. El requerimiento de libertad había sido formulado por la defensora pública de Isaías a raíz de que, según su valoración, no existía una de las normas legales procesales para que el muchacho continuara detenido: el entorpecimiento probatorio.

En ese marco Isaías fue liberado con dos restricciones: no podrá ausentarse de la ciudad y deberá presentarse una vez por semana ante la Oficina de Medidas Alternativas, una dependencia judicial que funciona en el tercer piso de los Tribunales, para dejar constancia de su estancia en Rosario. Plazos. Según la investigación policiale y judicial, Isaías D. manejaba la moto en la que el 22 de marzo pasado viajaba también David Moreira, el joven de 18 años que tras el arrebato de una cartera fue atacado por un grupo de vecinos del barrio Azcuénaga causándoles heridas mortales.

En la audiencia realizada el miércoles pasado, el fiscal Florentino Malaponte pidió la prórroga de la prisión preventiva a raíz de que todavía debía recolectar evidencias para llevar adelante la acusación. Entre esas pruebas mencionó la declaración de un testigo y un informe de una concesionaria para determinar quién es el propietario de la moto en la que iban los dos jóvenes sospechados del atraco. Sin embargo, según el vocero judicial consultado, la jueza Cosgaya consideró que "un mes había sido suficiente para producir las pruebas" y que no se podían extender los plazos con el muchacho privado de su libertad.

Pesquisa. En la primera audiencia imputativa, el responsable de la acusación relató que a las 17 del 22 de marzo pasado Isaías D. manejaba una moto Guerrero de 125 centímetros cúbicos color rojo por el cruce de Liniers y Marcos Paz. Como acompañante iba David Moreira. Cuando pasaron frente a A.M., una chica que llevaba en brazos a su pequeña hija, la marcaron. Dieron una vuelta y Moreira le robó la cartera.

"No te das cuenta de que tengo la nena en brazos", recordó el fiscal que gritó la mujer en esa circunstancia. "Dame la cartera igual", habría respondido Moreira antes de sacarle el bolso tironeándola. Tras el robo, y en un hecho aún oscuro, los jóvenes rodaron con la moto por el pavimento mientras empezaban a escapar. Algunos vecinos dijeron que un auto los colisionó para provocar su caída, otros que fue una mala maniobra la que los llevó al piso. Lo cierto es que Isaías D. escapó corriendo dejando tirada la moto y en soledad a Moreira, que fue linchado por un grupo de vecinos, episodio investigado en paralelo.

Para fundamentar el pedido de libertad la defensora pública de Isaías D., Silvana Lamas, planteó que "quedó demostrado que el chico no estuvo en el lugar del hecho y además ningún testigo lo identificó". La abogada sostuvo que por lo tanto no quedo corroborada la "apariencia de responsabilidad", uno de los presupuestos legales para determinar la prisión preventiva de una persona.

Lamas recordó que el robo simple —el delito por el que fue acusado Isaías D.— tiene una pena de un mes a seis años y el chico "ya cumplió un mes, que es el mínimo establecido en el Código Penal". Además, el muchacho acusado, según coincidieron la defensora y una fuente judicial, no tiene antecedentes penales.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario