Edición Impresa

Las potencias retoman negociaciones nucleares con Irán

En Teherán el presidente advirtió que su país no admitirá detener la producción de uranio. Hoy llega el jefe de inspectores de la ONU.

Lunes 11 de Noviembre de 2013

Los cinco miembros permanentes del Consejo de Seguridad de la ONU y Alemania no lograron en Ginebra un acuerdo con Irán sobre su programa nuclear, aunque hubo avances importantes y las negociaciones se retomarán el próximo 20 de noviembre. Ayer, luego de dosdías de negociaciones sin éxito en Ginebra, todos los participantes ratificaron su fe en lograr un acuerdo, mientras hoy se espera la visita del titular de la agencia nuclear de la ONU a Teherán.

Según la jefa de la diplomacia europea, Catherine Ashton, "se han logrado avances concretos, pero se mantienen algunas diferencias". La encargada de Asuntos Exteriores de la Unión Europea (UE) anunció que las conversaciones se retomarán el 20 y 21 de noviembre en Ginebra.

El ministro de Relaciones Exteriores iraní, Mohammad Javad Zarif, no se mostró decepcionado por la falta de un acuerdo con los cinco países miembros permanentes del Consejo de Seguridad de la ONU (EEUU, Francia, Rusia, China y Reino Unido) más Alemania, el llamado 5 1, tras los tres días de conversaciones en Ginebra. "No estoy decepcionado, en absoluto. Tuvimos días muy productivos, y eso es algo en lo que podemos basarnos y seguir construyendo", dijo. "Es importante que todas las partes tengan el objetivo político y la buena voluntad de una solución. Hemos dado el primer paso y seguiremos trabajando a pesar de las diferencias en una solución".

Por su parte, el secretario de Estado norteamericano, John Kerry, dijo que se había logrado un "avance significativo". Sin embargo, el secretario de Estado advirtió que la ventana de la diplomacia no estará abierta indefinidamente. "El tiempo corre", recalcó el jefe de la diplomacia estadounidense. El objetivo de las negociaciones sigue siendo evitar que Irán construya una bomba nuclear, agregó. 

El plan. Durante las negociaciones, el 5 1 ofreció a Irán una solución de transición: el levantamiento temporal de algunas sanciones a cambio de suspender por ahora su programa nuclear. Se liberan además fondos bloqueados en el extranjero. Un segundo paso consiste en negociar un acuerdo más amplio para garantizar que Irán no tengan un programa de armas nucleares bajo el pretexto del uso de energía nuclear civil. Sin embargo, existen muchas dudas sobre estas intenciones, no sólo en Israel (ver aparte). El sábado, las negociaciones quedaron bloqueadas cuando el ministro de Exteriores francés, Laurent Fabius, remarcó que se exige el cese del enriquecimiento de uranio y la suspensión de la construcción de un controvertido reactor que producirá plutonio, material apto para fabricar bombas atómicas.

Ayer Irán declaró que no está dispuesto a detener su programa de enriquecimiento de uranio. Lo dijo el presidente del país, Hasan Rohani, en un discurso ante el Parlamento. "La paralización del enriquecimiento de uranio es una línea roja que no será traspasada", advirtió. "Estamos a favor de negociaciones lógicas y racionales, y lo hemos demostrado en los encuentros en Nueva York y Ginebra".

Otro punto en el que París no cede es la construcción del reactor de agua pesada en Arak. "Para nosotros, esto es un punto serio", dijo Fabius. Arak comenzará a funcionar el año próximo.

Hoy llegará a Teherán el director general de la Agencia Internacional de la Energía Atómica (AIEA), Yukiya Amano, el organismo de inspección nuclear de la ONU. "Aprobaremos junto con el director de la AIEA un calendario para una nueva colaboración que suponga un punto de inflexión en la cooperación bilateral", anticipó el viceministro iraní de Exteriores Abbas Araghchi. "Espero que el encuentro en Teherán lleve a resultados concretos", dijo por su parte el japonés antes de partir desde Viena. Está prevista la firma de un pacto que sirva de hoja de ruta para la continuación de la colaboración técnica y que contemple, en un punto clave de la agenda, inspecciones de instalaciones militares. Los últimos reportes de la AIEA sobre Irán han sido alarmantes: denuncian el ocultamiento por parte iraní de información sustancial para conocer el real alcance del programa.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS