Edición Impresa

La querella dice que Nisman estaba arrodillado cuando recibió el disparo

Los peritos de la ex mujer del fiscal ratificaron la hipótesis del asesinato. El informe fue presentado ayer ante la Fiscalía.

Jueves 12 de Marzo de 2015

Alberto Nisman fue ejecutado frente a la bañera, con el torso erguido y con una rodilla en el suelo, ratificaron ayer ante la fiscal del caso, Viviana Fein, los peritos forenses de la querella, al presentarle sus conclusiones sobre la muerte del investigador de la causa Amia, que apuntan a un homicidio.
  Esa es la hipótesis que ratificó el equipo de peritos forenses que contrató la ex esposa de Nisman, la jueza Sandra Arroyo Salgado, compuesto por el criminalista Daniel Salcedo y el médico forense Eduardo Raffo.
  Salcedo y Raffo se limitaron a decir ante la prensa que presentaron el informe, pero evitaron los detalles del “punto 12” del documento que detalla la “mecánica” del presunto homicidio y que había sido mantenido en reserva hasta ayer.
  “Fue un acto formal. El informe queda hoy (por ayer) oficialmente incorporado a la causa”, dijo Salcedo rodeado de periodistas a la salida de los Tribunales, y agregó: “La fiscalía está de acuerdo con nosotros en el sentido de que aceptan nuestro dictamen. Pero lo toman como un informe más”.
  Fuentes judiciales confirmaron que en el texto presentado ante la fiscalía se ofrecen los detalles expresados previamente y que fueron revelados ayer por el diario La Nación.
  Poco antes de esa exposición, el medular punto 12 fue eje de una nueva controversia entre Fein y Arroyo Salgado, luego de que la fiscal dijera en radio que “no existía” tal descripción y la jueza saliera a desmentirla pidiendo que no se mintiera “más”.
  Finalmente, Fein rectificó sus dichos y justificó su desmentida inicial en que la propia ex esposa de Nisman le había pedido que no revelara los detalles del informe (ver aparte).

Convocatoria. El criminalista Salcedo anticipó que Fein convocará a una “junta forense de criminalistas y médicos legales”, entre ellos los peritos oficiales de la causa, y se declaró confiado en unificar un dictamen sobre la muerte de Nisman “siempre que se centre en cuestiones científicas”.
  “Somos prudentes, estamos respetando cuestiones procesales”, dijo Salcedo, ex jefe de la Policía Bonaerense, en alusión a su negativa a brindar detalles a la prensa sobre el informe pericial de la parte demandante de la causa.
  Las conclusiones de la querella volvieron a poner bajo la mira al perito en informática, Diego Lagomarsino, quien le prestó a Nisman su pistola calibre 22 de la que salió el disparo fatal.
  Consultado sobre si fue Lagomarsino el victimario de Nisman, Salcedo respondió: “Nosotros no acusamos a nadie. Decimos cómo, cuándo y dónde. No hablamos de quién ni por qué”.
  Lagomarsino, empleado de la Unidad Fiscal Amia y colaborador personal de Nisman, fue puesto bajo sospecha luego de que el informe de la querella señalara, a diferencia del realizado por los peritos oficiales, que el fiscal murió el sábado 17 de enero por la tarde noche y no el domingo, definición que lo ubica más próximo temporalmente a la escena de la muerte.
  Salcedo dijo que en la fiscalía de Fein —que los había citado para que explicaran y presentaran su informe, que a diferencia de la pericia oficial está basado en videos y fotos pero no en el cadáver— los atendieron “muy amablemente”.

Escrito. Anticipó además que en los próximos días presentarán un escrito o brindarán una conferencia de prensa para brindar detalles sobre su propia investigación.
  A su turno, Raffo, de larga trayectoria en peritajes forenses, ironizó sobre la posibilidad de que se contraten expertos internacionales para profundizar la investigación sobre la muerte de Nisman: “Si nos vienen a enseñar medicina legal, queremos aprender mucho”.
  Salcedo y Raffo se presentaron ayer por la mañana ante Fein para ratificar el denominado “punto 12” del informe, según el cual Nisman murió de rodillas y con un balazo en la cabeza disparado por un atacante.
  Textualmente, ese apartado señala que “al momento de recibir el disparo la víctima debió haber estado en posición rodilla a tierra” y que “esta altura, además, coincide con las manchas de sangre observadas en la escena y, en particular, la que se hallaba sobre la mesada del baño”.
  “De haber estado la víctima en bipedestación, al caer (y por el proceso de agonía que demuestra el análisis médico legal) debería presentar alguna lesión contusa además del disparo en alguna zona como la espalda, la cabeza o alguno de sus miembros. Estos signos patognomónicos no están”, agrega el texto.

Nueva polémica entre Fein y Arroyo Salgado

La fiscal Viviana Fein, que interviene en la muerte de Alberto Nisman, y la ex esposa del fiscal fallecido, Sandra Arroyo Salgado, protagonizaron ayer otro cruce en torno de la forma en que murió el jefe de la Unidad Fiscal Amia, hasta que la encargada de investigar el caso debió rectificarse.
  Arroyo Salgado salió a cruzar duramente a Fein y pidió que “no se le mienta más a la gente” en la causa luego de que la fiscal negara la existencia del punto 12 del informe presentado por la querella, según el cual el fiscal murió asesinado de rodillas.
  Sin embargo, Fein aclaró que inicialmente había negado que esa parte del informe figurara en la causa por pedido de la propia titular de la querella.
  “Ella misma pidió expresamente en la Fiscalía la confidencialidad de este informe y del contenido. Ella presentó (el informe) con puntos suspensivos y dijo que era prolijo y prudente de mi parte no manifestar la existencia de ese punto”, dijo la funcionaria judicial.
  Fein, jefa de la Fiscalía Nacional en lo Criminal de Instrucción Nº45, a cargo de la investigación por la muerte de Nisman, le contestó así Arroyo Salgado, quien le reprochó que esa parte del informe “sí existe” y pidió “que no se le mienta más a la gente”.
  “No tengo ningún punto 12. No sé a qué se refiere, porque de la mecánica (de la muerte) no se está hablando, no sé. El punto 12 no existe, no hay nada..., sobre el contenido no puedo hablar, hasta tanto se reúnan los peritos de parte y los peritos oficiales”, había afirmado por la mañana Fein.
  Disgustada por la mediatización del caso, Fein señaló que “la querella se tomó un buen tiempo para hacer la presentación” del informe, porque fue “hace menos de una semana”, más de un mes después de la muerte del fiscal.
  Minutos después de las declaraciones de Fein, Arroyo Salgado afirmó que “el punto 12 sí existe. Se está faltando a la verdad”, tras lo cual pidió “que no se le mienta más a la gente”.
  “El contenido del punto 12, que sí está en el expediente y está en la Fiscalía, habla de la mecánica del disparo”, dijo Arroyo Salgado. La querellante señaló que no quería “polemizar con la fiscal” Fein, pero subrayó en relación con sus peritos que “se ha hecho un trabajo científico de mucho rigor”.
  Sobre la existencia en el expediente del “punto 12” del informe pericial de la querella, Arroyo Salgado insistió: “Tengo el informe que se presentó y tengo el sello de recibido”.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario