Edición Impresa

La provincia sospecha de un connotado narcotraficante que opera en zona norte

Gravísimo atentado. El ministro de Seguridad dijo que hay "indicios" que involucran en el ataque a una banda con actividad donde vive el gobernador Antonio Bonfatti.

Domingo 13 de Octubre de 2013

La provincia no descarta ninguna hipótesis sobre los autores materiales e intelectuales del atentado al gobernador Antonio Bonfatti. Pero sospecha del accionar de un connotado narcotraficante que opera en la zona norte, a quien habían afectado en sus intereses con operativos durante las últimas semanas. "Tenemos indicios sobre los autores del atentado. Se están investigando todas las hipótesis, inclusive las que vinculan al área de residencia del gobernador en zona norte", admitió ayer el ministro de Seguridad provincial, Raúl Lamberto.

Consultado respecto a los responsables del atentado, el titular de Seguridad señaló: "Todo esto se tiene que investigar, necesitamos tiempo para avanzar con certezas y no instalar versiones al voleo. Hay varias hipótesis y todas se están analizando", indicó.

Por lo bajo varios funcionarios provinciales confiaron que "una línea de investigación apunta a estudiar las últimas intervenciones y procedimientos importantes efectuados y que afectaron intereses de bandas poderosas".

En ese sentido, las fuentes consultadas aludieron a la banda de Los Monos que lideran los hermanos Cantero, a Luis "Pollo" Bassi que opera en Villa Gobernador Gálvez, o bien al accionar vinculado a la narcocriminalidad de Carlos Ascaíni y Totola Orozco en el sur de la provincia.

Pero en particular sospechan sobre un connotado narco con fuerte manejo territorial en la zona norte de Rosario. Se trata de Luis M., a quien le atribuyen la propiedad de un automóvil BMW descapotable que días atrás fue secuestrado por la policía.

Con Luis M. se da una situación particular: carece de antecedentes penales relacionados con la narcocriminalidad, pero todos lo sindican como uno de los pesos pesados en el negocio de la droga y el crimen organizado en la zona norte de la ciudad.

Respecto a lo ocurrido el viernes a la noche en el domicilio de Bonfatti, Lamberto reflexionó: "No tengo ninguna duda de que esto se debe centralmente a todo lo que se viene realizando contra bandas violentas. No es casualidad que las primeras amenazas surgieron a partir de mayo, cuando aparecieron las primeras detenciones en la zona sur a integrantes de bandas del crimen organizado".

Luego, el funcionario agregó: "Empezaron con jueces, fiscales, ministros, jefes de policía y yo dije en su momento y lo reitero, tenemos al ministro de Seguridad y al secretario del área amenazados, además de la cúpula policial. Sólo falta el gobernador. Y ahora lo atacaron. Todas las instituciones han sido amenazadas por bandas violentas, algunas pueden estar vinculadas al narcotráfico y otras a otros intereses delictivos".

Para Lamberto, "lo ocurrido fue un hecho de extrema gravedad. Han amenazando al jefe de un gobierno provincial, que representa la máxima expresión institucional de una provincia, con lo cual atacaron a la democracia".

El ministro advirtió que "no hay antecedentes de algo similar en años de democracia, fue un atentado tremendo que podría haber afectado la vida de las tres personas que estaban en la casa".

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS