Edición Impresa

La polémica por el narcotráfico estalló en el recinto de Diputados

La Cámara baja santafesina expresó su "preocupación" por acusaciones de Bonfatti sobre "acciones destituyentes".

Viernes 10 de Octubre de 2014

La saga de imputaciones entre legisladores del oficialismo y la oposición santafesina originada en la publicación periodística sobre presuntos vínculos de la Casa Gris con el narcotráfico tuvo su previsible capítulo ayer en la sesión ordinaria de la Cámara de Diputados de la provincia.

Fue durante gran parte de la sesión de ayer y a partir de un pedido sobre tablas del diputado del Movimiento Evita Gerardo Rico que califica de "desafortunadas a las recientes declaraciones del gobernador Antonio Bonfatti y miembros del gabinete referidas a intentos destituyentes".

Así el recinto de la Cámara baja se convirtió en caja de resonancia de una polémica que disparó el propio gobernador al defender la "honestidad" de su gestión y acusar de "mercenarios" a aquellos que le endilgan lazos con el narcotráfico.

Las dos principales bancadas volvieron a dispararse fuego cruzado en el recinto, luego de la escalada de declaraciones mediáticas que generó, dos semana atrás, la publicación de Página/12 que atribuyó a la madre del asesinado Luis Medina haber declarado en la comisión investigadora integrada por diputados provinciales de la oposición.

La filtración informativa crispó los ánimos e hizo estrechar filas a la administración socialista, de Bonfatti para abajo, que imputa al PJ "acciones destituyentes".

El socialista Eduardo Di Pollina encendió la mecha al interrogarse "cómo puede ser que un miembro de este cuerpo parlamentario, en una deslealtad política muy grande haya tomado una declaración sabiendo que proviene de la madre de un narcotraficante con toda la carga que ello implica, y que además un profesional del periodismo haga una operación política de semejante envergadura involucrando al gobernador y atacando al sistema político de la provincia de Santa Fe".

El dardo lanzado con signo de interrogación en uno de los pasajes más ásperos del debate por el titular del bloque socialista volvió a señalar genéricamente a la comisión investigadora del crimen de Luis Medina como fuente inspiradora de la columna firmada por Horacio Verbitsky y en la que cita como fuente a Ana María Frascona.

La reacción de los diputados del PJ rebatiendo la imputación del oficialismo y apuntando a la Casa Gris no se hizo esperar y consumió más de dos horas de discusión.

Y como corolario la oposición legislativa impuso su mayoría (el PRO también sumó su apoyo) y aprobó la declaración por la cual la Cámara de Diputados expresó "su preocupación por las recientes y desafortunadas manifestaciones vertidas por el gobernador de la provincia Antonio Bonfatti e integrantes del gabinete provincial referidas a supuestos intentos destituyentes que, desde su particular óptica, habrían llevado adelante legisladores de esta Cámara".

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario