Edición Impresa

La oposición cargó contra Cristina: la acusa de proteger a Boudou

Fue llamado a indagatoria y podría quedar procesado por su supuesta intervención en la quiebra de la imprenta. Dirigentes opositores quieren que la presidenta le pida a su vice que se tome licencia.

Lunes 02 de Junio de 2014

Dirigentes de la oposición cargaron ayer contra la presidenta Cristina Fernández de Kirchner por "proteger" al vicepresidente Amado Boudou, en el marco de la causa en la que se lo investiga por supuesto tráfico de influencias, y le reclamaron a la mandataria que le pida a su número dos que se tome licencia.

Una de las más enfáticas fue la legisladora porteña de Confianza Pública, Graciela Ocaña, quien apuntó contra la jefa del Estado por "proteger" de forma "desmedida" al vicepresidente y la cuestionó por no pronunciarse al respecto aunque "tiene a un compañero citado a indagatoria".

En tanto, el diputado Julio Cobos pidió el "esclarecimiento" del caso Ciccone porque "no le hace bien al país, a la política y la presidenta, que eligió expresamente a su vicepresidente".

Tras la decisión del juez Ariel Lijo de citar a indagatoria a Boudou para el 15 de julio en el marco de la investigación que investiga la quiebra de la imprenta Ciccone, un sector de la oposición apuntó a la mandataria por la supuesta protección de su número dos.

Al respecto, el jefe del bloque de diputados nacionales de la UCR, Mario Negri, expresó que "el mundo entero ha tomado noticia de esta imputación por corrupción" por lo que "la presidenta debería darse cuenta" de la situación y advirtió que Cristina "debe pedirle a Boudou que se tome licencia ya".

Papelón. "Es un papelón que el vicepresidente no tome conciencia de lo que su situación personal le está haciendo al país, y se niegue a dar un paso al costado", manifestó el legislador, quien además añadió que "esto no es una discusión sobre el principio de inocencia del individuo, sino del daño que le hace al país que su vicepresidente sea indagado por corrupción, mientras representa al Estado adentro y fuera del país".

Por su parte, Ocaña, quien tras conocerse el llamado a indagatoria pidió la renuncia de Boudou, pronosticó que "es muy probable" que el ex ministro de Economía "sea procesado" y afirmó que hay una "protección de la presidenta" que consideró "desmedida porque no toma ninguna medida".

"Si ella (Cristina Fernández) no lo separa del cargo hay una protección y eso lo perjudica mucho al gobierno porque es el vicepresidente y la presidente no puede ser que no diga nada cuando tiene a un compañero citado a indagatoria", evaluó Ocaña.

Ocaña dijo, además, que el vicepresidente buscaba "quedarse con el 70 por ciento de las acciones de Ciccone y venderle al estado o producir para le estado billetes". También recordó que cuando se desempeñaba como ministro de Economía "llevó adelante otra maniobra para que Ciccone sea la empresa que el estado necesitaba contratar". Por último, informó que Boudou tiene una causa en Mar del Plata por "no pagarle alimentos a la esposa y también tiene una causa de un auto que adulteró las fechas. Es todo un escándalo".

Errores. En la misma línea, Cobos dijo que "lo menos que puede hacer" su sucesor es pedir "licencia" en su cargo y consideró que Boudou "equivocó su defensa al no hablar bien del tema" desde un principio.

El dirigente mendocino justificó la reacción de un sector de la oposición que pidió que Boudou renuncie o tome licencia, al afirmar que se expresaron de esta forma porque el vicepresidente recibió "un respaldo político que solo no lo tiene".

Desde el mismo partido, el senador Mario Cimadevilla pidió ayer que la Justicia "actúe sin ningún tipo de presiones" en el caso Ciccone pero reclamó que "esclarezca" la participación del vicepresidente.

"Aspiro a que la Justicia actúe sin ningún tipo de presiones y llegue a esclarecer para bien esta situación, en un sentido o en el otro, pero que se esclarezca", señaló el dirigente.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario