Edición Impresa

La Magistratura tratará la denuncia contra Oyarbide

El juez federal está acusado por haber detenido un allanamiento a causa de un llamado que recibió de un funcionario del gobierno

Domingo 16 de Marzo de 2014

El Consejo de la Magistratura confirmó ayer que el jueves comenzará a tratar las denuncias contra el juez federal Norberto Oyarbide, quien admitió haber frenado un allanamiento tras recibir un llamado del gobierno. Así lo adelantó ayer el senador kirchnerista y consejero de la Magistratura Marcelo Fuentes.

Además, Fuentes se defendió de las acusaciones de la oposición por no haber tratado el tema esta semana al advertir que "acá no hay parálisis de procedimiento, hay respeto a las reglas. No se puede suspender un magistrado sin haber cumplido los pasos que la ley establece".

El vicepresidente del Consejo de la Magistratura, el juez Ricardo Recondo, afirmó sentir "vergüenza de que exista un juez como Oyarbide" y remarcó que el magistrado tendría que haber sido destituido en 2001, cuando el Senado analizó una serie de acusaciones por su mal desempeño.

"Hay un procedimiento que garantiza el derecho de defensa de un juez acusado, y voy a ser el primero en respetarlo porque así lo establece la ley, pero moralmente a mí me da vergüenza que exista un juez como Oyarbide", amplió Recondo.

Andanada de acusaciones. Las acusaciones contra Oyarbide arreciaron luego de que el juez reconociera que, el 19 de diciembre, en el marco de una causa por lavado de dinero, suspendió el allanamiento de la mutual Propyme, propiedad de Guillermo Greppi, tras recibir un llamado del subsecretario de Legal y Técnica de la Presidencia, Carlos Liuzzi.

La comunicación se produjo luego de que Greppi denunciara que los oficiales de la división Difoc de la Policía Federal le pidieron tres millones de pesos en nombre del juez para frenar el allanamiento.

"Nosotros tenemos que juzgar conducta, no podemos hacerlo al calor de las presiones. El jueves saldrá la citación a Oyarbide, tal como lo establece nuestro reglamento", aseguró Fuentes.

El senador kirchnerista opinó que "si un magistrado suspende un proceso en marcha, sin la acreditación de las justificaciones que establece la ley, evidentemente es una conducta que es reprobable y de posible sanción", pero aclaró que Oyarbide tendrá 20 días hábiles para presentar su defensa.

"Que hable". La diputada Elisa Carrió expresó ayer su anhelo de que Oyarbide "hable y diga cómo obedeció al poder" y señaló que "ahora se tiene que ocupar el PJ de sacarlo", es decir el mismo partido que "lo protegió" ante tantos pedidos de destitución en el Congreso.

"Oyarbide siempre fue un juez de y puesto por la (Policía) Federal", denunció la legisladora y manifestó: "Ojalá que hable y diga cómo obedeció al poder, cómo cerró la causa por enriquecimiento de los Kirchner".

Por su parte, la vicejefa de Gobierno porteño, María Eugenia Vidal, advirtió que en la medida que el "Consejo de la Magistratura no intervenga y el oficialismo siga protegiendo" a Oyarbide, el juez "va a seguir" involucrado en "situaciones irregulares".

Diputados de la UCR y de Unen denunciaron penalmente a Oyarbide y a Liuzzi por la suspensión del allanamiento que el juez dispuso tras un llamado del funcionario.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS