Edición Impresa

La Justicia obligó a Assa a proveer de agua a vecinos de Villa Gobernador Gálvez

La empresa deberá entregar 500 litros por vivienda. El Enress ya había comprobado que tenían "presión cero" y ahora un juez hizo lugar a la demanda de unas 70 familias.

Domingo 22 de Diciembre de 2013

En una resolución "inédita", según los abogados patrocinantes, un juez civil de Rosario dictó una medida cautelar que ordena a Aguas Santafesinas (Assa) garantizar a un barrio de Villa Gobernador Gálvez la provisión de agua potable todos los días, mediante el envío de cubas con las que deberá llenar cada jornada los tanques de las casas de los damnificados.

Se trata de una acción de clase promovida por el vecinalista Carlos Malagueño, que busca paliar la falta de agua que el barrio padece desde hace muchos años.

Fue el mismo Malagueño quien contó a La Capital que "hace más de cinco años venimos trabajando alrededor de este tema, porque no se nos proveía el agua con la presión necesaria. Presentamos reclamos a las asambleas públicas, pero esto se fue agravando más en la ciudad. Entonces, me empecé a juntar con otras instituciones de Rosario y Granadero Baigorria, y hemos podido lograr después de muchos reclamos que el Ente Regulador de Servicios Sanitarios (Enress) hiciera las constataciones".

Decisión "insuficiente". Según explicó a este diario Nicolás Mayoraz, abogado patrocinante de las familias, los vecinos venían pagando la factura pero no recibían el servicio, a punto tal que en los reclamos presentados al Enress este comprobó que tenían presión cero, y por eso el ente regulador ordenó a la empresa que no siguiera cobrando las facturas, lo cual se hizo efectivo.

Pero la decisión del Enress no fue suficiente. Más allá de que se les dejara de cobrar un servicio que no se les prestaba, los vecinos querían agua. Por eso fueron más allá y se presentaron en la Justicia para reclamar que les garantizaran el servicio esencial y se los indemnizara por los daños que sufren todos los días.

La decisión judial. A partir de esto, el juez Civil y Comercial Nº 13, Edgardo Mario Bonomelli, emitió la resolución que obliga a Assa a proveer todos los días a las 70 familias que presentaron la acción, aunque se sabe que son muchos más los damnificados que se irían incorporando al mismo expediente.

Si bien el fallo es apelable, Mayoraz cree que la empresa no lo hará, y que en la última reunión conjunta manifestó su disposición a cumplir. "El juez le dio formalidad a esta voluntad, pidiendo que pasaran todos los días, llevaran una planilla de los beneficiarios y consignaran qué cantidad de agua dejaban en cada casa. Nosotros pedimos 500 litros diarios, lo que se necesita para llenar un tanque, que es lo que puede consumir una familia tipo en un día", dijo el profesional.

Los damnificados residen en varios barrios periféricos, pero sobre todo en el Mortelario, ubicado en la zona oeste de la ciudad, a la altura de avenida del Libertador y Juan B. Justo. Allí, como una suerte de monumento a la escasez, los vecinos hicieron una gran canilla de modelo antiguo, forrada en papel dorado, que exhiben como emblema.

Fueron unas 70 familias las que presentaron la acción de clase, que es una figura que viene del derecho anglosajón y se presenta cuando un grupo de gente tiene un interés común. "Como en este caso el interés común está dado por la falta de agua, nosotros pedimos que se viera quiénes son todos los involucrados", dijo Mayoraz. De hecho, hubo muchos más reclamos que aún no llegaron a la Justicia.

Para el profesional, esta es una manera de "darle visibilidad a un problema que hoy está en el candelero con el calor y la falta de luz, pero que en el caso de Villa Gobernador Gálvez viene desde hace años, atado a promesas de obras que hasta ahora no han llegado". Y recordó que algunos casos son "muy complicados", ya que hay familias de damnificados donde hay discapacitados, niños, ancianos y enfermos.

Malagueño, por su parte, reconoció que ahora no pagan más el agua, pero aclaró que "estamos apuntando a seguir este tema por una cuestión de salud. Lo que queremos son obras, porque hace años que nos vienen mintiendo".

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS