Edición Impresa

La falta de información médica crea dudas sobre la salud de Chávez

Los medios estatales divulgaron fotos del presidente en Cuba y sus charlas telefónicas. Pero muchos descreen de su recuperación por los pocos datos sobre la enfermedad que sufre.

Domingo 04 de Marzo de 2012

Caracas. - Medios estatales venezolanos divulgaron fotos del convaleciente presidente Hugo Chávez sonriente, y tanto el mandatario como sus ministros dicen que se está recuperando de la cirugía a la que fue sometido en Cuba a inicios de semana, pero el escepticismo prevalece en Venezuela, al no haber sido visto frente a una cámara de televisión ni conocerse aún un informe médico oficial.

Luego de varios días de silencio, Chávez habló jueves y viernes al país a través de llamadas telefónicas desde Cuba a la televisora estatal, que transmitió el audio sin la imagen del mandatario. Luego, el ministro de Comunicación e Información de Venezuela, Andrés Izarra, divulgó por Twitter imágenes que captan un encuentro de Chávez con Fidel Castro, el viernes en la tarde en La Habana. Chávez, de 57 años, llevaba un atuendo deportivo con las insignias y los colores azul, blanco y negro de la Academia Militar de Venezuela, mientras Fidel lucía su ya tradicional jogging.

Sin novedades. En otra de las fotos se puede ver al líder venezolano sonriente, caminando por una sala. En las dos oportunidades en que los venezolanos escucharon su voz por vía telefónica, Chávez nunca mencionó detalles de la cirugía o si el nuevo tumor que le fue removido el martes pasado es o no canceroso. Chávez viajó el 24 de febrero a La Habana para someterse a una cirugía para extirparle "una lesión" de dos centímetros que le apareció en el mismo lugar donde hace ocho meses le extrajeron un tumor canceroso.

Al mandatario le detectaron cáncer en junio del año pasado y entre julio y septiembre de 2011 fue sometido a cuatro fases de quimioterapia en La Habana y Caracas. En octubre anunció que estaba curado y que ya no tenía células cancerosas. Luego, de manera imprevista, en febrero pasado, admitió que debía operarse nuevamente. Informes de periodistas independientes, como el venezolano Nelson Bocaranda o el brasileño Merval Pereira, han indicado, a partir de información de los equipos médicos que tratan a Chávez, que tiene un cáncer avanzado y de difícil tratamiento. Muchos creen que el mandatario y sus colaboradores intentan evitar que los venezolanos perciban que el jefe de Estado está débil, particularmente en un año en el que aspira ser reelecto para otro mandato de seis años.

"Creo que no nos están diciendo toda la verdad, si está tan bien como se ve en esas fotos ¿por qué no se toma la molestia de grabar un video y mostrarlo a todos los venezolanos?", preguntó ayer Julio Pujols, un administrador de 41 años, quien duda que las fotos mostradas por el ministro sean recientes. "Chávez es muy repetitivo en la ropa que usa, no me parece que estas fotos sean nuevas", comentó Anahí Bonilla, un ama de casa de 29 años.

Pero a sus partidarios, quienes también preferían verlo en vivo y preferiblemente en Venezuela, les ilusiona creer que su líder se está recuperando. "Ojalá esté tan bien como dice, pero queremos verlo ya", confesó Enrique Baldivieso, un vendedor ambulante de 30 años. "Chávez es un soldado. Si salió bien de la operación en poco tiempo lo vamos a ver en campaña".

Chávez escribió ayer a la mañana varios tweets en su cuenta de esa red social, @chavezcandanga, para felicitar a su vicepresidente, Elías Jaua, y a un programa de agricultura.

Hilda Molina. La disidente y eminente neuróloga Hilda Molina aseguró desde Buenos Aires que la medicina cubana ya no tiene el nivel de hace unos años por el aislamiento a que es sometida por las restricciones del régimen de los Castro. "Es un sistema anacrónico, que privilegia a los pacientes extranjeros", advirtió.

La médica cubana denunció la deteriorada situación del sistema de salud. Aseguró que los centros asistenciales se encuentran en mal estado y que priorizan a los pacientes extranjeros, dado que pagan con divisas y precios imposibles para un cubano promedio. Molina alertó sobre la decadencia de la medicina en su país, debido a que se restringe el diálogo científico internacional y se estancan los conocimientos de las distintas especialidades. "El sistema está deteriorado, es anacrónico, está detenido en la historia porque no permiten el intercambio de conocimientos con especialistas de otros países. Es importante la confrontación de los profesionales. Necesitamos insertarnos en la comunidad científica internacional", indicó la disidente, quien era directora del centro más importante de neurología de Cuba. Sobre el centro en el cual se encuentra internado Hugo Chávez, aseveró que es un hospital del régimen con profesionales de primera línea para los miembros de la élite comunista.

¿Te gustó la nota?

Dejá tu comentario