Edición Impresa

La CGT oficialista pide que eximan de Ganancias al medio aguinaldo

La conducción de la CGT oficialista, que encabeza Antonio Caló dejó en manos de cada gremio el reclamo por un bono de fin de año. Preocupa la "falta de dólares".

Jueves 20 de Noviembre de 2014

El secretario general de la Confederación General del Trabajo (CGT) oficialista, Antonio Caló, aseguró ayer que esa central solicitará una audiencia con la presidenta Cristina Kirchner para pedirle que se exima del impuesto a las ganancias el medio aguinaldo de fin de año. En cambio, dejó en manos de "cada gremio" la decisión de reclamar un bono de fin de año.

La conducción de la central sindical más cercana al gobierno se reunió ayer por espacio de casi tres horas en la sede del sindicato Gran Buenos Aires de Obras Sanitarias.

Tras el encuentro, Caló informó que el gremio que conduce la Unión Obrera Metalúrgica se reunirá con las cámaras empresarias el próximo martes para definir el pedido de un bono de fin de año de 3.000 pesos.

El jefe de la central obrera oficialista señaló que le pedirá a la presidenta que exima el pago del aguinaldo del descuento del impuesto a las ganancias y también la eliminación de la tablita de Machinea, que "hoy provoca fuertes descuentos para cualquiera que gane más de 17 mil pesos".

Indicó que la central obrera presentará en marzo próximo en el Congreso un proyecto para que se elimine "definitivamente el descuento del impuesto a las Ganancias" para todos los trabajadores en relación de dependencia.

El jefe de la CGT admitió que "hay mucha preocupación por las próximas paritarias" porque no se sabe "cuál va a ser el piso y cuál el techo en las negociaciones".

"Estamos preocupados por cómo se va a desarrollar el próximo llamado a paritarias, porque hay pérdida del poder adquisitivo", remarcó. Y reconoció que la central está "muy preocupada por la situación del país y la falta de dólares que afecta a la producción".

Por otro lado, instó a los empresarios a fabricar autopartes porque "en muchos sectores de la producción, el 70 por ciento se compone de insumos importados". El gremialista metalúrgico reconoció que en su sector hay 15.000 trabajadores suspendidos y señaló que "unas 3.000 o 4.000" personas aceptaron retiros voluntarios con la correspondiente indemnización.

Del encuentro que presidió Caló participaron Armando Cavalieri (Comercio), Gerardo Martínez (Uocra), Omar Viviani (Taxistas), Carlos West Ocampo (Sanidad) y el secretario general del sindicato de Obras Sanitarias, José Luis Lingieri, entre otros.

Yasky. Antes de este encuentro, Yasky, secretario general de la CTA oficialista, le advirtió a la Casa Rosada que "el descuento de Ganancias del medio aguinaldo no se debe producir porque sería un error rotundo". Aseguró que la central que preside "defiende" el empleo y el salario y los "derechos que se conquistaron" en los últimos años.

El jefe de la central se pronunció a favor de "seguir sosteniendo la demanda interna". Y reafirmó que lo que "es absoluto justo y necesario", como la instrumentación de un bono de fin de año, "algunas provincias y cámaras empresariales lo otorgaron".

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario