Edición Impresa

La CGT oficialista le pidió a Tomada un cambio urgente en Ganancias

La central obrera que conduce Antonio Caló se reunió con el ministro de Trabajo de la Nación. Los gremios buscan que el gobierno eleve el piso a partir del cual se paga el impuesto antes de iniciar la negociación paritaria de este año.  

Martes 15 de Enero de 2013

La CGT oficialista que conduce Antonio Caló le reclamó ayer al gobierno "elevar lo antes posible" el mínimo no imponible del impuesto a las ganancias de modo de avanzar sobre esa base en la negociación paritaria de 2013. También le pidió volver a "rediseñar el esquema de asignaciones familiares".

Durante una reunión que ayer por la tarde mantuvo la cúpula de la CGT con el ministro de Trabajo, Carlos Tomada, los dirigentes de la central más cercana al gobierno salieron a plantar posición en la antesala de la discusión salarial. Entienden que debe estar despejado el panorama respecto del gravamen que impacta sobre los trabajadores solteros que cobran por encima de los 5.782 pesos y los casados que perciben más de 7.998 pesos, antes de iniciar cualquier diálogo por el salario.

Minutos después de la reunión que se extendió hasta entrada la noche de ayer, Héctor Daer (del gremio de la Sanidad) fue contundente: "Es necesario que el tema de ganancias se resuelva entes de que comiencen las negociaciones paritarias", previstas para el mes de marzo. "Necesitamos tener bien en claro cuáles son los valores de este tributo, para saber cómo discutir a futuro", dijo.

De ese modo ratificó que este fue el tema central del encuentro con Tomada. "La intención es solucionar el tema de la cantidad de compañeros impactados por el impuesto a las ganancias", dijo el dirigente y confirmó que se le solicitó al ministro Tomada "volver a rediseñar la segmentación de las asignaciones familiares".

Sobre el impuesto, el dirigente de la sanidad señaló que "se debe establecer una modificación en la ponderación que tiene la escala del impuesto hacia arriba", una de las demandas que viene realizando la CGT incluso antes de su ruptura, de modo de darle progresividad al tributo que afecta a los trabajadores.

Aunque Daer evitó hablar al respecto y dijo que no se hablaron de números, ayer se conoció un documento de la CGT que establece nuevas escalas a los mínimos (ver aparte).

Por otra parte, el Ministerio de Trabajo emitió un comunicado luego del encuentro y ratificó el planteo de la CGT. Ante eso, la cartera laboral señaló que "se está analizando el impacto sobre los distintos niveles de salarios" y se comprometió a "elevar a las áreas competentes las perspectivas que la central esbozó durante el encuentro".

Por otra parte, el parte oficial indicó que "tanto la CGT como el Ministerio coincidieron en continuar con la defensa del empleo, en mantener la capacidad adquisitiva del salario, y en la mejora de la distribución del ingreso". En ese punto indicó que "sobre esta cuestión el Ministerio ratificó la vigencia de paritarias, en una clara desmentida a las versiones de quienes intentan instalar como todos los años, una supuesta pauta oficial que no existe".

Formadores de precios. Por otra parte, Trabajo indicó que "hubo un compromiso explícito acerca de apelar a la responsabilidad de todos los que inciden no solo en los salarios sino también en los precios" y sobre esta cuestión "el Ministro hizo especial hincapié en que los precios no los fijan los trabajadores sino los empresarios, quienes son los que tienen que hacerse cargo de esa responsabilidad", agregó el comunicado oficial.

También indicó que se acordó profundizar la lucha contra el trabajo no registrado, asumiendo el compromiso de realizar tareas conjuntas para ampliar el campo de las inspecciones laborales.

En la sede de la cartera laboral estuvieron presentes por parte del Gobierno el ministro Carlos Tomada, la viceministra Noemí Rial, el jefe de Gabinete de la cartera laboral, Norberto Ciaravino; el secretario de Empleo, Enrique Deibe; la subsecretaria de Programación Técnica y Estudios Laborales, Marta Novick, y la directora Nacional de Relaciones del Trabajo, Silvia Squaire.

Asistieron por la CGT además de Caló (UOM), otros integrantes de la "mesa chica", como Ricardo Pignanelli (Smata), Héctor Daer (Sanidad), Oscar Lescano (Luz y Fuerza), Armando Cavalieri (Comercio), José Luis Lingeri (Obras Sanitarias), Horacio Ghilinni, (Docentes privados) y Roberto Fernández (UTA). Tras el encuentro, están previstas para los próximos días reuniones con el ministro de Economía, Hernán Lorenzino, y el jefe de Gabinete, Juan Manuel Abal Medina.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS