Edición Impresa

La casa para tratar adicciones ya es una realidad en Baigorria

El espacio se abrió ayer con la presencia de Capitanich, Ramos y el titular de la Sedronar. No faltó, por supuesto, la militancia juvenil.

Jueves 25 de Septiembre de 2014

El jefe del Gabinete de Ministros, Jorge Capitanich, el secretario de Transporte de la Nación, Alejandro Ramos y el titular del Sedronar, el sacerdote José Luis Molina, presidieron ayer por la tarde en Granadero Baigorria la inauguración de la primera Casa Educativa Terapéutica (CET) para el tratamiento de las adicciones, en una ceremonia que más allá de los aspectos protocolares mostró el colorido que aportaron los militantes juveniles, los trabajadores municipales de la ciudad y otras agrupaciones como los Veteranos de Malvinas.

Con cierta demora, las principales autoridades llegaron al amplio predio ubicado al noroeste de la ciudad donde se levantan las flamantes instalaciones de este centro construido en el marco del programa Recuperar Inclusión que implementaron la Sedronar y el Ministerio de Planificación.

Además de las autoridades nacionales, la ceremonia convocó a legisladores, funcionarios provinciales y presidentes comunales de numerosas localidades.

El ritual del corte de cintas concretado por Molina fue seguido por una recorrida por las instalaciones, de la mano de la directora de la CET, Karina López. El acceso al lugar en un primer momento estuvo limitado a los funcionarios más importantes y sólo se abrió a la numerosa prensa presente después de la extensa ceremonia y los discursos. Estos fueron intercalados con videos sobre el accionar de la Sedronar, la entrega de recordatorios a los funcionarios nacionales y provinciales, y la firma de convenios por los que se establece la futura construcción de nuevas casas terapéuticas en Las Parejas, Gálvez, Venado Tuerto, Rafaela y Rosario.

Defensa de lo público. Después de la alocución del anfitrión, el intendente local Adrián Maglia, fue Ramos el encargado de expresar el fuerte sentimiento de pertenencia a la ciudad donde nació y recordó su estudio en escuelas y universidades públicas para efectuar una encendida defensa del rol del Estado. "No hay mejor escuela que ver a nuestros padres trabajando", indicó para ejemplificar en materia de inclusión social, a lo que agregó "a riesgo de que mañana me lo saquen de contexto", que "no hay nada más importante que lo público".

Ramos destacó lo valioso del "factor humano" que está al frente del instituto, "que es gente del territorio y que ha diseñado esta propuesta desde sus inicios", Se trata de un "abanico de profesionales de distintas disciplinas, todos con el objetivo de contener y ayudar a nuestros jóvenes", indicó.

"No es una básica". Pero el discurso más descontracturado, aplaudido y cargado de sentidos fue el del titular de la Sedronar, el sacerdote Molina, quien en medio de chistes no titubeó en hacer un fuerte llamado al personal de la CET a trabajar duramente y a evitar convertir el lugar en "un hospital, un centro de detención, un simple alojamiento, un lugar de castigo o una unidad básica".

Fue el mismo Molina quien destacó el valor que tenía la presencia de Jorge Capitanich en el acto al señalar que el jefe de Gabinete de ministros había optado "por venir a Granadero Baigorria cuando la presidenta se encontraba en el exterior defendiendo al país contra los fondos buitres".

En el cierre de la ceremonia, Capitanich transmitió el saludo de la presidenta Cristina Fernández de Kirchner, quien "sabe que esta Casa Terapéutica es la primera inauguración del Programa Recuperar Inclusión, que fue diseñado por alguien que sabe, que tiene experiencia y vocación de servicio", dijo en referencia al titular de la Sedronar, Juan Carlos Molina.

El funcionario precisó que "el monto total del Programa Inclusión es de 2 mil millones de pesos y que por la insistencia permanente de Molina, el presupuesto de 123 millones de la Sedronar pasó a 700 millones, con una proyección de mayor asignación de recursos".

Luego indicó que "este no es un trabajo sólo de Juan Carlos, sino de un equipo de ministros y funcionarios que trabajan en forma articulada para proveer una cantidad de recursos y acciones en el territorio". Y remató: "Tenemos 48 convenios firmados y el monto total a invertir es equivalente a 800 millones y aquí estamos suscribiendo convenios por 111 millones —dijo en referencia a los convenios firmados ayer mismo con otros municipios santafesinos— y que esta inversión de la Casa Terapéutica es de aproximadamente 17 millones de pesos".

Folclore

El folclore del acto de ayer estuvo presente en las banderas del Movimiento Evita y La Cámpora y en los bombos de una murga ataviada con gorras y remeras con leyendas de la Sedronar.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario