Edición Impresa

La canasta de gastos en Rosario subió 2,88 por ciento

Según el Cesyac, el piso de ingresos necesario para una familia de clase media se ubicó en $ 11.292 durante septiembre.

Viernes 17 de Octubre de 2014

La canasta de gastos de una familia de clase media en Rosario se ubicó en 11.292 pesos durante el mes de septiembre, según el informe mensual del Centro de Estudios Sociales y Acción Comunitaria (Cesyac). Este nuevo umbral significa que los precios relevados por la entidad de defensa de los consumidores subieron 2,88 por ciento respecto del mes de agosto. La tarifa del servicio del taxi, y el precio del combustible y las frutas y verduras impulsaron el índice.

El Cesyac realiza mensualmente un relevamiento de precios de 50 productos y 17 servicios en 70 puntos. Los consumos medidos son los que corresponden a una familia de clase media, integrada por dos mayores y dos menores. El aumento de precios entre el octavo y noveno mes del año fue el segundo más alto del año, sólo superado por el 4,18 por ciento de variación entre diciembre y enero. El acumulado de las subas registradas por el Cesyac suma una inflación del 18,49 por ciento en lo que va de enero.

Los precios asociados a los gastos por servicios impulsaron el índice. Principalmente, se hizo notar el aumento del 15,86 por ciento en la tarifa de taxi y el incremento del 7,44 por ciento en el valor de los combustibles. Entre los bienes de consumo masivo, las frutas y verduras subieron 6,41 por ciento, las carnes 2,98 por ciento y los comestibles 2,32 por ciento.

La canasta de gastos para adquirir productos de consumo masivo se ubicó en 3.751 pesos, mientras que la de servicios, que representa más del 70 por ciento del total, se ubicó en 7.577 pesos. Si se toma como base el costo de estos gastos en enero, en nueve meses de 2014 los bienes aumentaron 12,6 por ciento y los servicios 16,5 por ciento, de acuerdo a los números del Cesyac.

Dentro de la canasta de bienes, los comestibles envasados requirieron un gasto mensual de 1.287 pesos, un incremento de 2,32 por ciento, las carnes 1.341 pesos (2,98 por ciento), los productos de limpieza 220 pesos (2,45 por ciento), las frutas y verdudas 490 pesos (6,41 por ciento) y las bebidas 375 pesos. En este último rubro hubo una deflación de 0,62 por ciento.

En cuanto a los servicios básicos, el pago del alquiler y los impuestos demandó en este modelo 2.522 pesos, igual que en agosto. Este segmento representa el 35 por ciento de los gastos del rubro. Lo supera apenas el capítulo de servicios para las personas (incluye medicina, educación y otros), con 2.768 pesos, un 5,35 por ciento más que en agosto. El transporte demandó 1.453 pesos, lo que representó un aumento de 4,69 por ciento. Los servicios para la vivienda se incrementaron 1,19 por ciento, a 833 pesos.

De acuerdo a estos números, una familia tipo de clase media en Rosario necesita 376,41 pesos por día vivir, de los cuales 123,83 pesos se vuelcan a comprar productos de consumo masivo y 252,58 pesos a pagar servicios.

Historial. La evolución de los aumentos relevados por el Cesyac durante el año fue la siguiente: enero 4,18 por ciento; febrero 0,48 por ciento; marzo 1,54 por ciento; abril 2,46 por ciento; mayo 1,69 por ciento; junio 1,89 por ciento, julio 2,07 por ciento, agosto 1,30 por ciento y septiembre 2,88 por ciento.

La inflación esperada a nivel nacional para los próximos doce meses se ubicaría en el 39,1 por ciento, según un estudio difundido ayer a partir de una encuesta realizada por la Escuela de Negocios de la Universidad Di Tella correspondiente a octubre, en la cual se exhibió un retroceso del 2 por ciento respecto de las expectativas inflacionarias.

En medio de las polémicas con relación a la suba de precios en el país, la casa de estudios divulgó su análisis, el cual consideró que hay "un comportamiento heterogéneo" en los ciudadanos consultados. El director del Centro de Investigación en Finanzas de la casa de estudios, Guido Sandleris, destacó que "es el undécimo mes consecutivo que las expectativas en promedio se mantienen por encima del 35 por ciento".

De acuerdo con las cifras publicadas por la universidad, en promedio, las expectativas más altas se observaron en el Gran Buenos Aires, con 39,9 por ciento.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario