Edición Impresa

Funes: el gran loteo por ahora debe esperar

El Concejo de Funes no trató el pedido elevado por el Ejecutivo para aprobar el paso de zona rural a urbana de las casi 400 hectáreas del campo denominado La Polola, donde se quiere...

Jueves 16 de Enero de 2014

El Concejo de Funes no trató el pedido elevado por el Ejecutivo para aprobar el paso de zona rural a urbana de las casi 400 hectáreas del campo denominado La Polola, donde se quiere construir un megaemprendimiento urbanístico.

Los ediles decidieron no darle curso durante la sesión extraordinaria desarrollada ayer por la mañana y optaron por analizar el proyecto cuando retomen las sesiones ordinarias del cuerpo en las comisiones de trabajo.

El pedido obedece a que los tres ediles que asumieron el pasado 10 de diciembre dijeron no contar aún con los elementos necesarios para tratar el tema. En tanto, los vecinos que se oponen al megaproyecto que pertenecen en su mayoría a la zona catastral 6, se hicieron presentes en el recinto legislativo. Se mostraron sorprendidos por el apuro de darle tratamiento en una sesión extraordinaria y pidieron explicación a los ediles luego de terminada la reunión.

Sin tratamiento. Los concejales tampoco aceptaron la propuesta de pavimentar la prolongación de calle Pedro Ríos hasta calle Mitre, arteria conocida como la salida de la ciudad hacia el este por el cementerio, quedando firme el primer acuerdo con los desarrolladores del barrio Funes Town y City de hacer la obra de hormigón armado y desde Newbery hasta el cementerio.

Los concejales consideraron que no tenían elementos técnico para tomar esta decisión de usar hormigón armado en lugar de asfalto y tampoco para decidir extender el recorrido a pavimentar hasta calle Mitre.

Otros puntos no tratados ayer fueron la autorización de contratación directa para la adquisición de radares —la mayoría de los ediles pidieron que se licite— y la autorización para hacer convenios con empresas dedicadas a la colocación de alarmas comunitarias.

Acuerdo. Del extenso temario a tratar en la sesión extraordinaria pedida por la intendenta Mónica Tomei, sólo se trató y aprobó la autorización para que el Ejecutivo contrate un estudio hídrico a cargo de la Universidad del Litoral y hubo consenso general para prorrogar hasta marzo la implementación de la ordenanza sobre fumigaciones a menos de 500 metros de la zona urbana. Esta extensión en los plazos fue pedida de los productores agropecuarios que también estuvieron ayer presentes en el Concejo y se fueron conformes con el visto bueno y unánime de los concejales.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS