Edición Impresa

Fue a ver un recital, se topó con su ex y terminó muerta

Una abogada platense fue asesinada a puñaladas en una cabaña de la ciudad entrerriana de Gualeguaychú, adonde había viajado con su pareja para asistir al recital que el Indio Solari dará esta noche.

Sábado 12 de Abril de 2014

Una abogada platense fue asesinada a puñaladas en una cabaña de la ciudad entrerriana de Gualeguaychú, adonde había viajado con su pareja para asistir al recital que el Indio Solari dará esta noche. Como sospechoso fue detenido un ex novio de la chica.

Fuentes policiales informaron que una de las pruebas fundamentales para orientar la pesquisa fueron mensajes telefónicos que la víctima le envió a su novio, en el que le decía que se había encontrado con su ex pareja en el complejo y que el muchacho "se estaba propasando".

El episodio se registró en el complejo termal "Pueblo General Belgrano", en las afueras de Gualeguaychú, donde la abogada Julia Flammini, de 30 años y domiciliada en La Plata, estaba alojada con su pareja, un hombre oriundo de la ciudad de Carhué.

El ex. Según determinaron los investigadores, en el mismo complejo se había alojado junto a un amigo la ex pareja de la abogada, identificado como Andrés Roldán, de 38 años y domiciliado en Florencio Varela.

Los pesquisas no determinaron aún si Roldán y Flammini se alojaron casualmente en el mismo sitio, ya que ambos solían ir a ver al Indio Solari, aunque establecieron que en un momento en que el novio de la abogada salió de la cabaña ésta se encontró con su ex pareja.

Según la investigación, la abogada entró a la cabaña alquilada por Roldán y allí se generó una situación violenta entre ambos. Ella llegó a enviarle unos mensajes por Whatsapp a su novio para advertirle que algo raro pasaba. "Se está propasando", fue el primer mensaje enviado. Y si bien el novio respondió a los mensajes éstos nunca fueron contestados, lo que hace suponer que Flammini ya había sido asesinada.

Escapó y cayó. Tras el hecho Roldán salió de la cabaña y abordó su Renault Clío, aunque en la entrada del complejo el auto se empantanó. Cuando intentaron ayudarlo bajó del rodado y escapó hacia un monte llamando la atención de clientes y empleados que se dirigieron a su cabaña.

Al ingresar encontraron el cadáver de la abogada, vestida, tendida boca abajo en el baño y con lesiones punzocortantes. A su lado se encontró un cuchillo de cocina quebrado mientras que en la habitación había restos de cocaína y una campera de Roldán, con otro cuchillo.

El caso quedó a cargo del fiscal Lisandro Beherán, quien secuestró en la escena del crimen un teléfono celular, el auto y ropa del imputado, quien fue apresado más tarde cuando caminaba por el centro de la ciudad. En tanto, al declarar ante el fiscal el novio de la víctima dijo: "Yo lo pude haber evitado. Ella me avisó que el chabón se estaba propasando".

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario