Edición Impresa

Federer, la leyenda que vive y sueña con el Nº1

A los 33 años el suizo logró en Shanghai su título Nº 23 de Masters 1000

Lunes 13 de Octubre de 2014

Alguien creía que Roger Federer se estaba yendo? Seguramente no fueron pocos los que pensaron en esa posibilidad después de un 2013 para el olvido del suizo, pero el triunfo de ayer por 7/6 (6) y 7/6 (2) ante el francés Gilles Simon, que le permitió ganar Shanghai, su Masters 1000 número 23, da por tierra cualquier especulación. A los 33 años, Federer sigue vigente y con posibilidades de cerrar la temporada como Nº 1. Este es un Federer más terrenal, no es el galáctico que dominó el circuito a gusto y piacere desde el 2004 (por momentos interrumpido por Rafael Nadal) porque el tiempo pasa las facturas lógicas, pero en cuanto puede vuelve a frotar la lámpara, se reinventa, juega como en sus mejores tiempos y sigue ensanchando sus números.

Desde hoy Roger será nuevamente Nº 2 del mundo y con el logro de ayer quedó a cuatro títulos de los 27 Masters 1000 del español Nadal.

El suizo, campeón de 17 Grand Slam, nunca había ganado en Shanghai desde que la ciudad china dejó de organizar el Masters de final de temporada, por lo que la coronación tuvo un sabor especial: "Fue una semana increíble. No puedo estar más feliz. Ha sido una semana de ensueño", dijo Federer, a quien sólo le falta ganar Roma y Montecarlo para convertirse en el primer tenista con todos los trofeos Masters 1000 en su vitrina.

En semifinales, el helvético le dio una clase de tenis al Nº 1 Djokovic para llegar a la definición, pero en su memoria reciente quedó el partido de segunda ronda ante el correntino Leo Mayer: "Levanté cinco match points a principios de semana, esto es un premio", señaló.

Roger conquistó sobre el cemento chino el título número 81 de su carrera. Por delante sólo tiene a Jimmy Connors (109) e Ivan Lendl (94). Y sumó su cuarto torneo de la temporada, tras Dubai, Halle y Cincinnati. Además, alcanzó cinco finales de Masters 1000 (Indian Wells, Montecarlo, Toronto, Cincinnati y Shanghai).

Desde hoy Federer quedará a menos de 1.000 puntos de Djokovic en el ránking, una situación que le permite soñar con recuperar el número uno en la recta final de la temporada.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario