Edición Impresa

Federación Agraria largó con la protesta en el sur de la provincia

Movilización de chacareros en la autopista a Buenos Aires. Los productores criticaron la política del gobierno nacional. Cruces en la mesa de enlace por la propuesta de no vender soja.

Sábado 23 de Febrero de 2013

Productores del sur de Santa Fe enrolados en la Federación Agraria protestaron ayer contra las políticas agropecuarias del gobierno nacional, en el cruce de la autopista Rosario-Buenos Aires y la Ruta 90, a la altura de Villa Constitución.

"Los productores más pequeños necesitamos una nueva política, estamos al costado de la autopista porque este modelo de gobierno no nos contempla y nos expulsa con este esquema concentrador, que continúa los lineamientos del neoliberalismo de los 90", dijo Omar Príncipe, secretario gremial de FAA.

Principe sostuvo que "en cada una de las producciones" los chacareros se encuentran con "problemas comunes".

Y puso al trigo como "caso paradigmático". Dijo que "el kirchnerismo creó la falacia de la defensa de la mesa de los argentinos, planchó la producción de trigo en 10 millones de toneladas, mientras el precio de la harina y del pan siguieron subiendo".

Príncipe se quejó porque "ahora hablan del congelamiento de precios por 60 días" pero a los productores agropecuarios hace mucho tiempo les pusieron "los precios en el freezer". Citó el caso de los tamberos, que " hace más de un año que perciben el mismo precio por el litro de leche, a pesar del aumento de los insumos".

Denunció que "con los yerbateros pasa algo muy similar, igualmente con los productores de manzana en Río Negro, y así con cada una de las producciones".

La protesta federada fue la primera manifestación luego de la asamblea que realizaron productores nucleados en las cuatro entidades del campo en la localidad de Pehuajó, Buenos Aires, para analizar medidas de confrontación con el gobierno nacional.

Durante ese encuentro, los dirigentes de la mesa de enlace agropecuaria advirtieron que "se terminó el tiempo de tender puentes" e instaron a los productores a asumir el mismo protagonismo que tuvieron durante el conflicto rural de 2008. En esa misma asamblea amenazaron con frenar la venta de soja cuando comience la cosecha en marzo y abril, lo que fue refrendado por el presidente de Federación Agraria, Eduardo Buzzi, días después.

Divergencias. El presidente de Coninagro, Carlos Garetto, se distanció ayer de esa postura. Advirtió que quien proponga "no vender soja por un mes, no vive del campo".

"En realidad, eso surge como una propuesta en una asamblea que se llevó a cabo en Pehuajó, habrá que ver si tiene consenso; a mí me parece insostenible en el tiempo, fundamentalmente porque los medianos productores tienen enfrente una cosecha que le permite cancelar endeudamientos financieros por la mala cosecha del año pasado", aseguró.

El dirigente recalcó que "evidentemente, quien pueda no vender soja, significa que no está viviendo de la producción; el que propone no vender soja por un mes, no vive del campo".

El dirigente Néstor Roulet, ex vicepresidente de Confederaciones Rurales Argentinas (CRA), dijo que el sector sojero "sufre un desfinanciamiento de 5.000 millones de dólares". Esto es por los altos costos que tuvieron que pagar los productores agrícolas para sembrar la soja 2012/ 2013, que ya empieza a cosecharse. .

De acuerdo con el análisis efectuado por Roulet, el 56 por ciento de la cosecha estarán destinada a abonar insumos (34 por ciento), servicios de cosecha (8 por ciento), transporte (10 por ciento) y otros gastos de comercialización (4 por ciento).

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS