Edición Impresa

Era del ex y fue del campeón

Fabián Yannantuoni tenía todo para cerrar un feliz domingo en San Jorge, pero lo traicionó una falla y el que disfrutó del triunfo fue Emanuel Moriatis

Lunes 08 de Julio de 2013

Los que se plantaron frente a la TV para ver la carrera a las 13, seguramente casi ni habrán notado la presencia de Fabián Yannantuoni en pista. ¿Entonces, cómo es que estaba para ganar si hasta partió de boxes? Sí, por todo lo visto el sábado y por lo que mostró en carrera largando desde atrás, no hay dudas de que el piloto de Capitán Bermúdez era el candidato a vencer en el Parque de la Velocidad de San Jorge. Pero apenas sacó el auto a pista en la fría mañana de ayer, apareció una traicionera falla y todo le quedó servido al otro gran aspirante, Emanuel Moriatis, que obtuvo la serie más rápida y ganó de punta a punta la 7ª fecha de la Clase 3 del Turismo Nacional, la categoría espectáculo. Del favoritismo del campeón 2011, los laureles se los llevó el campeón vigente.

“Estaba para ganar. Mi auto ya vino marcando un camino en Pigüé y acá también. El resultado está al llegar pero seguimos perdiendo puntos importantes. Pasó la mitad del campeonato y seguimos sin sumar, pero lo positivo es que tenemos un auto muy competitivo”. El Patito trataba de consolarse tras una carrera en la que fue gran protagonista.

Pero no en la punta como se presagiaba sino en el fondo. Mientras Moriatis despedazaba rivales adelante, el piloto de Renault se cansó de pasar autos y a varios dos veces, ya que ese ímpetu lo llevó a un toque con el campeón del TC Mauro Giallombardo y a un pase y siga por boxes que casi lo termina de desmoralizar. Pero siguió y terminó 18º.

Claro, el Patito largó de boxes porque mientras hacía la tercera vuelta de calentamiento en la 1ª serie, donde largaba en punta, se le cortó la correa de distribución. “Lástima que no nos avisó el sábado. Una pena”. Es que, a diferencia de sus compañeros de equipo, Yannantuoni tuvo con qué en clasificación y carrera. Precisamente, el gran déficit de la marca es la previa, porque en competencia son muy competitivos. Lo demostró el de Capitán Bermúdez y también Guillermo Ortelli, que dio un gran espectáculo con maniobras arriesgadas para culminar 12º. Al único que no pudo superar fue al aguerrido parejense Leandro Carducci, en una de sus carreras más destacadas.

Precisamente, entre Carducci, Ortelli e Iván Saturni, y Pipkin (sigue líder) y Piumetto adelante, se dio una de las luchas más atractivas, hasta que al de Bigand lo mandó afuera el otro Fluence que venía atrás, el de Okulovich y se quedó muy caliente. Claro, Saturni ya se había molestado con José Yannantuoni por un toque en la largada que lo retrasó muchos lugares (el de Capitán Bermúdez fue apercibido) y también porque su Focus estaba para más. Igual, gracias a su buen 3º puesto en la serie sumó algo y se mantiene como el mejor en el campeonato de la Clase 3 entre los pilotos de la zona.

El mejor de ellos ayer fue el primo del Patito, José, del JCB MS, como Romero en la Clase 2. Tras ese toque se mantuvo siempre en el pelotón de punta, perdió un puesto con el Tato Bosio (nuevo escolta junto a Chapur, que le arrebató el lugar a Char) y terminó 6º. Mientras, Leonel Larrauri estaba para más en la 2ª serie pero debió abandonar por el motor. Y luego no pudieron hacerlo arrancar a tiempo para la final. Y el local Guillermo Albertengo, que abandonó en la serie por un toque con Ortelli, no pudo salir del fondo nunca.

“Me tenía mucha fe”, dijo Yannantuoni, que muy cerca de su gente se quedó con las ganas. Moriatis no. Y, claro, lo celebró en grande.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS