Edición Impresa

Elton John desplegó su talento inoxidable en el estadio de Vélez

El músico inglés conmovió a sus fans en un show de más de dos horas en el que ofreció una selección de los éxitos de su carrera.

Lunes 04 de Marzo de 2013

BUENOS AIRES. Enviado Especial.- Con sus manos robustas y ágiles a la vez, y sus dedos levemente cortos, Elton John logra que el gigantesco piano de cola negro - que se hizo traer especialmente a Buenos Aires para su recital- acaricie con canciones al estadio de Vélez. La leyenda inglesa de la música pop que lleva vendidos más de 200 millones de discos ofreció un show efectivo, compacto, sin fisuras. Fue el último sábado, en una noche fresca y bajo el cielo estrellado del barrio de Villa Luro, en Buenos Aires.

Su paso por La Argentina luego de Brasil y Chile-, se inscribe en la gira "Rocket Man- Greatest Hits Live". Un repaso por varios de los grandes temas que durante 40 años lo llevaron al podio de las celebridades planetarias.

El show arrancó casi puntualmente a las nueve de la noche con "The Bitch is Back", una de sus memorables creaciones de mediados de los 90, la década donde su producción explotó y alcanzó escala mundial.

Con chaqueta negra, larga y brillante, con su propia heráldica grabada en la espalda (el escudo con la EJ y la corona de la reina en la parte superior), Elton John conserva el tono corporal de la juventud. Y parece reírse de los casi 66 años que cumplirá el próximo 25 de marzo. Tal vez por su reciente segunda paternidad que lo mantiene "conmocionado de emoción y alegría" (esas fueron sus palabras).

Además del piano de cola, y una banda con cinco músicos y cuatro coristas, Elton John ofreció en Buenos Aires más de dos horas de música, 24 canciones, entre las que se destacó la mítica "Don't Let the Sun Go Down on Me", de vigencia absoluta, y que está a un año de cumplir 40 de existencia. Allí perdura el mejor Elton John, cantante, constructor de una intimidad poética, de rasgo pop, con marca de estilo inconfundible.

Aunque también perdura inoxidable el rockero en "Saturday Night's Alright for Fighting", en donde se luce con los no menos inoxidables músicos que lo acompañan desde décadas: Davey Johnstone, guitarrista y director musical; Matt Bissonette, bajo y voces, y en batería, Nigel Olsson, reluciente veterano de 69 años..

El músico nacido en Londres, llegó a Buenos Aires por tercera vez, luego de 1992 y 2009. Encontró gran respuesta de su público cuando cantó "Daniel", otra joya del John íntimo.""Believe", "Levon", "Honkey Cat", "The One", fueron sólo algunas de las canciones que mantuvieron el ritmo de un show impecable. Por artística, sonido, y las imágenes detalle reproducidas en pantallas junto al escenario.

Con el mejor humor, el cantante ingresó en la recta final del show con otro hitazo "I"m Still Standing". Y con todo el estadio de pie cantó: "Yo sigo de pie, mejor que nunca. Parezco un verdadero sobreviviente. Sintiéndome un niño. Sigo de pie después de todo este tiempo. Recogiendo los pedazos de mi vida".

Para terminar, su tema número 24 en la noche de Vélez, y con miles de dispositivos de grabación de imagen apuntándole desde todo el estadio, Elton John apeló a otra joya sacada del arcón de los éxitos imbatibles: "Your Song".

La canción que goza de plena salud a sus 43 años de vida resultó, otra vez, la respuesta definitiva a la pregunta de siempre, ¿dónde está el arte y dónde la canción perecedera de una temporada? El tiempo ofrece la respuesta, un veredicto inapelable.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario